cabecera
    1 de noviembre de 2014

Alícia Sánchez-Camacho quiere evitar que el futuro de Cataluña sea de división

Rajoy apoya a la candidata del PP, que pide el voto para "parar los pies al independentismo de CiU"

El presidente del Gobierno y del PP, Mariano Rajoy, protagoniza este viernes el primer día de la campaña catalana con un mitin en la Lonja de Lleida, en apoyo de la candidata del PP Catalán a la Generalitat, Alícia Sánchez-Camacho, que ya ha pedido el voto para "parar los pies al independentismo de CiU" y evitar que el futuro de Cataluña sea de división, fractura y confrontación.
La candidata del PP a la Presidencia de la Generalitat, Alicia Sánchez-Camacho, ha reclamado este viernes el voto para "parar los pies al independentismo de CiU" y evitar que el futuro de Cataluña sea de división, fractura y confrontación.

En el mitin de apertura de campaña en Castelldefels ante 400 personas, ha erigido a los populares como los únicos que pueden frenar "la deriva independentista de CiU", y ha reclamado a los suyos que acudan de forma masiva a las urnas para evitar que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, lleve Cataluña a la ruptura con el resto de España.

Por eso, ha reclamado a los votantes del PSC y de CiU que "miren más allá de siglas e ideologías" y entreguen su voto al PP para decir que Cataluña quiere seguir siendo catalana, española y europea.

"Esta es la campaña más importante de nuestras vidas", ha advertido la presidenta del PP catalán, que ha asegurado que lo que está en juego es el futuro de varias generaciones, y ha pedido a los presentes que expliquen que los populares son los únicos capaces de frenar el desafío de CiU.

Camacho ha sostenido que, si CiU logra la mayoría absoluta el 25 de noviembre, "querrá imponer al Gobierno lo que considere", y ha subrayado que el Ejecutivo de Mariano Rajoy está dispuesto a escuchar y dialogar pero no a aceptar imposiciones.

Ha vaticinado que el día de las elecciones "la Cataluña silenciosa va a romper su silencio" para decir que quiere seguir formando parte de España, y ha ofrecido a su partido como el voto útil para lograr ese objetivo.

La campaña de los populares, que este mismo viernes va a recibir la visita de Mariano Rajoy, ha arrancado en Castelldefels ante 400 personas, y ha contado con, entre otros, el alcalde del municipio, Manuel Reyes; el ministro del Interior, Jorge Fernández; la delegada del Gobierno en Cataluña, Llanos de Luna, y el secretario de Estado de Relaciones con Las Cortes, José Luis Ayllón.
Compartir en Meneame