cabecera
    21 de octubre de 2014

trabajará con la Administración de Obama, "sin ser parte formal de ella"

El consejero vasco de Sanidad asesorará a Obama en la reforma sanitaria

Ha sido "invitado a asesorar" a un grupo que va a trabajar para la Administración demócrata en el diseño de las nuevas formas de atención a personas con enfermedades crónicas.
El consejero vasco de Sanidad en funciones, Rafael Bengoa, va a asesorar a la Administración de Barack Obama en la reforma del sistema sanitario que está impulsando el Gobierno estadounidense.

Según ha informado en una nota de prensa el Servicio Vasco de Salud, Osakidetza, Bengoa ha sido "invitado a asesorar" a un grupo que va a trabajar para la Administración demócrata en el diseño de las nuevas formas de atención a personas con enfermedades crónicas.

En esa labor, el consejero vasco colaborará también con otros expertos europeos con el objetivo de relacionar las reformas que se están dando en Europa con la que se está impulsando en materia sanitaria en Estados Unidos.

Bengoa trabajará con la Administración de Obama, "sin ser parte formal de ella", según Osakidetza, que informa de que el consejero también va a seguir trabajando en Euskadi, probablemente en la Deusto Business School de la Universidad de Deusto.

Fuentes del Ejecutivo vasco han indicado a Efe que el titular vasco de Sanidad ha recibido la llamada de la Administración de Obama, quien se ha interesado por su trabajo en Euskadi en la reforma del modelo de atención de pacientes crónicos.

Bengoa, doctor en Medicina por la Universidad del País Vasco, se especializó en Gran Bretaña en Gestión Sanitaria y Medicina Comunitaria y ha trabajado durante quince años en la Organización Mundial de la Salud (OMS), donde fue director de Sistemas de Salud.

Esta experiencia y el "prestigio" logrado a lo largo de su trayectoria profesional son los motivos por los que el Gobierno demócrata estadounidense se ha interesado por Bengoa, según han añadido las fuentes consultadas.

La mejor integración del enfermo crónico en el sistema público de salud ha sido una de las principales actuaciones de Bengoa como consejero de Sanidad en el Gobierno del socialista Patxi López, al que llegó como independiente.

En este sentido ha puesto en marcha diversas reformas como el desarrollo de hospitales de subagudos para la atención de enfermos crónicos, una apuesta por la asistencia sanitaria no presencial o la formación del paciente para su autocuidado.

Todo ello con el objetivo de favorecer a los enfermos y buscar "soluciones" de gestión que permitan garantizar la sostenibilidad del sistema de salud.

De hecho, el pasado mayo, él mismo aseguró que las reformas introducidas en el sistema sanitario vasco para afrontar de manera más eficaz el tratamiento de los pacientes con enfermedades crónicas permitirán ahorrar unos 331 millones de euros en tres años, de 2012 a 2014, a los que se suman los 28 millones de ahorro generados por tal motivo en 2011.

También ha defendido que no se aplique en Euskadi el "copago" farmacéutico aprobado por el Ejecutivo de Mariano Rajoy y que el Gobierno Vasco ha recurrido ante el Tribunal Constitucional.

Además, durante el conflicto abierto con La Rioja por la asistencia a enfermos alaveses de los municipios limítrofes con esa comunidad, Bengoa apostó por el "concepto de interdependencia" asistencial entre las autonomías.

Bengoa, nacido en Bilbao en 1952, ha sido coautor de documentos de política social y gestión sanitaria dirigidos al Congreso y fue uno de los técnicos que, en 1991, participó en la elaboración del informe Abril Martorell para la reforma del sistema sanitario español.

Entre 1991 y 1995, durante su primera etapa en la Consejería vasca de Sanidad, dirigida entonces por el actual alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna (PNV), Bengoa desarrolló un trabajo similar con el informe "Osasuna zainduz" (Cuidando la salud), que fue la base para la reforma del Servicio Vasco de Salud-Osakidetza.
Compartir en Meneame