cabecera
    23 de julio de 2014

Rajoy, a un diputado de ERC: "En Europa no se habla de separación ni de divisiones"

Mas y Junqueras consuman su desafío

Ovacionados por los suyos, Artur Mas y Oriol Junqueras han escenificado este miércoles en un acto solemne en el Parlamento catalán la firma del acuerdo de gobernabilidad y estabilidad para el Gobierno de la autonomía. El texto incluye una consulta de autodeterminación en 2014 salvo que pacten no hacerlo ante determinadas circunstancias políticas y socio-económicas.
El presidente de la Generalitat en funciones, Artur Mas, y el líder de ERC, Oriol Junqueras, han rubricado este miércoles el pacto de gobernabilidad por el cual Cataluña celebrará una consulta de autodeterminación en 2014, que sólo podría ser prorrogable si lo deciden ambas partes. Mas ha afirmado que a partir de este momento Cataluña se enfrenta "a la operación de más envergadura en tres siglos" de su historia.

En la sala del Parlament, con una bandera catalana y una europea, Mas y Junqueras han firmado las páginas del acuerdo sobre las 13.15 horas horas y se han felicitado estrechándose las manos, con el aplauso unánime de los presentes. Al acto han acudido los diputados y los principales dirigentes de la federación y de los republicanos, que han secundado así el acuerdo alcanzado entre ambas partes.


Rajoy, contra el separatismo
El jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado, ante la petición del diputado de ERC Alfred Bosch de que tranquilice a la UE garantizando que no tomará represalias si Cataluña se independiza, que en Europa "de separación y de división, no se habla mucho y no genera mayor entusiasmo". Bosch había realizado esa petición a Rajoy en su intervención en el pleno del Congreso que debate las conclusiones de las últimas cumbres europeas y después del acuerdo de gobernabilidad al que llegaron ayer CiU y ERC.

En su contestación, el presidente del Gobierno ha señalado que de lo que se habla en Europa es de uniones, como la bancaria, la económica o la monetaria. "En Europa, de separación, de división, créame, no se habla mucho y no genera mayor entusiasmo porque va contra el signo de los tiempos y contra el proyecto de construcción europea", ha añadido.

Por ello, ante las palabras de Bosch, ha subrayado: "De eso (en alusión a las aspiraciones soberanistas en Cataluña) no he dicho nada ni me han dicho nada".
Compartir en Meneame