cabecera
    23 de julio de 2014

Montoro intervendrá en el Congreso para dar cuenta del proceso de amnistía fiscal

Rajoy encarga una auditoría externa de las cuentas y gestión en el PP

Mariano Rajoy mueve ficha. El presidente del Partido Popular someterá la contabilidad a una auditoría externa, según ha anunciado a los suyos en el Comité Ejecutivo de este lunes. El movimiento se debe a las incesantes informaciones relativas a la actividad de Luis Bárcenas, extesorero, y a la presunta implicación de la plana mayor con sobresueldos en dinero negro.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha anunciado hoy una auditoría externa que complemente otra interna sobre las cuentas del PP desde los orígenes de esta fuerza política para disipar las posibles dudas que existan, y ha planteado a todos los partidos un gran pacto anticorrupción.

Esta ha sido la respuesta que ha dado Rajoy ante el Comité Ejecutivo Nacional a las informaciones sobre el supuesto cobro de sobresueldos en dinero negro por parte de dirigentes del PP y que surgieron tras conocerse que el extesorero popular Luis Bárcenas disponía de una cuenta en Suiza en la que llegó a tener veintidós millones de euros.

Si en el acto que protagonizó el pasado sábado en Almería dijo que no le temblará el pulso ante actuaciones irregulares en su partido, hoy, a puerta cerrada, ha querido ir más allá y ha anunciado el encargo de las auditorías interna y externa.

Aparte de dar instrucciones a la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, para hacer una investigación "profunda" con asesoría jurídica y auditoría externa, Rajoy ha anunciado que el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, comparecerá en el Congreso, una petición que ha solicitado el PSOE para saber si Luis Bárcenas se acogió a la amnistía fiscal.

Durante la reunión de la dirección se han ido produciendo diversas intervenciones. Así la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi ha destacado que el PP es un proyecto colectivo y que no se puede ir por libre.

"Se investigará hasta el último papel"
Por su parte, Cospedal ha dicho hoy que su partido analizará "hasta el último papel que existe" en la investigación que hará de sus cuentas y ha garantizado que si se detecta que alguien se ha enriquecido de forma ilegal será expulsado de forma inmediata.

En alusión a las cuentas de Bárcenas en Suiza, Rajoy, según ha explicado la secretaria general, las ha vuelto a desligar del partido y ha dicho "claramente" que el PP "ni tiene ni ha tenido nunca ninguna cuenta bancaria fuera de España, ni ha encargado nunca a persona alguna que tenga una cuenta bancaria por cuenta del PP. A Nadie".

La 'número dos' del PP ha apuntado que en esa investigación interna su partido va a examinar "toda prueba documental, todo papel que haya" desde los inicios del partido, y también examinará la gestión y actuación de sus dirigentes.

También se investigará la organización de los órganos directivos y el personal de la casa, en definitiva "todo, todo", ha subrayado Cospedal, quien ha explicado que, por eso, se oirá a todas las personas "a las que se tenga que oír" y que trabajan en el Partido Popular.

Además de garantizar de forma tajante la expulsión de cualquier persona del partido si se detecta alguna irregularidad económica, ha explicado que el PP no se ha puesto una fecha fija para la investigación que pretende llevar a cabo. "Pero ya hemos comenzado y va a ser rápido. Tardaremos lo que sea necesario, pero no nos vamos a demorar ni un año, ni dos, ni tres, eso no va a pasar", ha recalcado.

La secretaria general del PP ha defendido la gestión de la inmensa mayoría de personas que trabajan en el partido en favor de los ciudadanos (momento en el que ha recordado a los que han sido asesinados por ETA) y ha dicho que no van a dejar que eso se vaya al traste "porque algunos hicieron lo que no debían".

Cospedal ha explicado que todos los miembros de esta organización política tienen la obligación de colaborar en esta investigación interna que va a dirigir la actual tesorera, Carmen Navarro, con el equipo que tiene a su disposición junto con la asesoría jurídica del partido.

Concluida esta investigación, ha dicho, se hará pública, y con ella se solicitará una auditoría externa a una de las empresas auditoras "reputadas y reconocidas" que operan en el país y que se elegirá asimismo en un "procedimiento abierto". Los resultados de la investigación interna se trasladarán al auditor externo, que tendrá a su disposición toda la documentación que requiera, según ha asegurado Cospedal, quien ha insistido en que el fin último de todo esto es la "transparencia" y que se conozca "absolutamente toda la verdad".

Por otro lado, ha confirmado que el partido está estudiando acciones legales ante las múltiples informaciones aparecidas estos días, y en concreto ha señalado que le parecen "especulaciones" las que hablan de sobres de dinero negro repartidos entre los dirigentes del PP, porque "nadie", ha recalcado, ha aportado pruebas.

Preguntada por la posibilidad de que el PP hable con uno de sus exsecretarios generales que ya está fuera del partido, Francisco Álvarez Cascos, Cospedal ha recordado que la investigación se va a remontar a los inicios de la organización y se hará "lo que se pueda" con "gran intensidad y dedicación".

En cualquier caso, la secretaria general ha recordado que al PP "no se le puede pedir más" que esta investigación profunda que ha prometido, porque no es ni la policía ni el juez y por tanto no cuenta con los recursos investigadores que sí tienen éstos.

Con quien tiene claro Cospedal que no va a hablar el PP es con Luis Bárcenas, porque el extesorero está inmerso en un proceso judicial -imputado en el "caso Gürtel-. En este caso, ha añadido, "huelga decir que lo que pueda hacer el PP es absurdo, quien tiene más autoridad y más medios es la justicia".

María Dolores de Cospedal ha admitido que no sabe "qué puede aparecer" en esta nueva investigación de las cuentas de los populares pero lo van a hacer por si se les ha "escapado algo".

En cualquier caso, ha vuelto a reprochar la actitud del PSOE en este asunto y ha acusado a su líder, Alfredo Pérez Rubalcaba, de cometer una "gran irresponsabilidad" al sugerir que la amnistía fiscal del Gobierno se hizo sólo para beneficiar a una persona -Bárcenas-. Rajoy en la reunión lo ha calificado de "disparate".

Además ha señalado que los socialistas no han dado explicaciones de casos "muy conocidos" como el de los ERE andaluces. "Ahora me dirán que contesto con un 'y tú más', pero es que hay muchos casos que estaría bien que se conocieran", ha añadido.

A un ex diputado del PP sí le constan los pagos 'en negro'.
El ex diputado catalán del Partido Popular entre 1996 y 200 y abogado de profesión Jorge Trías Sagnier ha asegurado al diario El País que el ió cómo Luis Bárcenas, ex tesorero de la formación, recibía a empleados y a altos cargos del partido en su antiguo despacho de la calle Génova donde les entregaba sobres con dinero B.

Según Trías, los empleados podían llegar a cobrar hasta 5.000 euros en metálico por su trabjo, mientras que los dirigentes recibían cantidades que oscilan entre los 10.000 y los 15.000 euros.

El abogado acusa a Bárcenas y a su predecesor en el cargo, Álvaro Lapuerta, de llevar una contabilidad paralela a la oficial y de hacer un uso ilícito del fondo de donaciones oficiales y anónimas del Partido Popular, que serviría como caja para hacer frente a este tipo de pagos.

El propio ex diputado, que afirma ser amigo de Bárcenas, pide a Mariano Rajoy y a María Dolores de Cospedal en un artículo publicado en el citado periódico que tiren de la manta y destapen toda la trama de corrupción.

En el mismo artículo, Trías exculpa a Soraya Sáenz de Santamaría "y a algún que otro ministro" de formar parte de la trama.
Compartir en Meneame