cabecera
    2 de septiembre de 2014

Crónica política

Del soberanismo al paro

Jueves marcado por la cifra del paro y la respuesta del presidente del Gobierno a la declaración soberanista e independentista del Parlamento catalán. “No sirve para nada”, ha dicho Mariano Rajoy. Mientras, el jefe del Ejecutivo ha anunciado que se mantendrá la ayuda de 400 euros a los parados de larga duración mientras la tasa de desempleo supere el veinte por ciento de la población activa, rebasada ampliamente por el último dato de la Encuesta de Población Activa, que pone sobre la mesa que el 26,02 por ciento de las personas en edad de trabajar están en el paro, es decir, casi seis millones de españoles, 5.965.000 ciudadanos.

Le ha pillado lejos de España, concretamente en Lima, en visita oficial antes de desplazarse a Chile para participar en la cumbre entre la UE y los países iberoamericanos y del Caribe. Pero en una comparecencia conjunta con el presidente peruano, Ollanta Humala, en la que por cierto no se han admitido preguntas de los periodistas, el presidente del Gobierno ha lanzado los mensajes que quería emitir sobre la declaración independentista aprobada por el Parlamento catalán el miércoles y la dramática cifra de paro en nuestro país, que ha llegado a escandalizar públicamente a la canciller alemana Angela Merkel.

Sobre la primera de estas cuestiones, Rajoy, como señalan los analistas consultados por este diario, ha seguido con su estrategia de mantenerse firme en cuanto se refiere a la defensa de la legalidad que marca la Constitución, pero sin cargar definitivamente contra Artur Mas. El presidente del Gobierno ha subrayado sobre la declaración soberanista del Parlamento catalán que “ahora pretender poner en tela de juicio todo, y decir, afirmar o aprobar resoluciones que no están en lo que es el espíritu constitucional, creo que no sirve para nada".

El jefe del Ejecutivo ha querido ser tajante en cuanto a la afirmación del principio de legalidad se refiere ante el desafío independentista aprobado por el Parlamento catalán con los votos de CiU, los republicanos de ERC y la marca de Izquierda Unida en Cataluña, ICV, pero también ha dejado puentes abiertos para la coalición liderada por Artur Mas pueda reconsiderar su postura, sobre todo visto que no consiguió al final a los socialistas en este proyecto, que también ha abierto una importante fisura entre el partido del presidente de la Generalitat, Convergencia, y su socio, Unió, liderado por Josep Antoni Duran Lleida.

En este sentido, Rajoy ha recalcado que “el Gobierno seguirá apostando por la convivencia y por el diálogo, pero desde luego el Gobierno aplicará como es su obligación, puesto que para eso nos han elegido los españoles, la ley siempre y si ello fuera preciso, con mayor razón”.

Segunda cuestión de este jueves, el paro. Una cifra que los analistas consultados por este diario consideran como casi ya “demencial”. El 26,02 por ciento de la población en edad de trabajar, es decir, más una persona de cada cuatro, no lo puede hacer. Una cifra escandalosa, sobre todo en cuanto a los jóvenes se refiere, con el 55 por ciento de ellos en el paro, que irónicamente, como señalan las fuentes consultadas, ha dejado perpleja a la canciller alemana, Angela Merkel, que todavía ha pedido más reformas para acabar con este drama. “Pero –se preguntan estas fuentes-, la señora Merkel, por muy horrorizada que esté por esta cifra de la EPA y por el dato del paro juvenil se ha preocupado aparte de pedir más reformas, por incentivar políticas de creación de empleo”. Porque, como señalan las mismas fuentes, está muy bien reclamar, exigir, pedir el cumplimiento del déficit público, pero también será necesario, señalan, “hacer algo, desde el punto de vista político para conseguir incentivar la economía, con el fin de que comience a crecer y se recupere el empleo en este país”.
Compartir en Meneame