www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Crítica de ópera

Intensa ovación en Madrid para premiar el debut de Plácido Domingo como barítono con Simon Boccanegra

Más de quince minutos de aplausos, con el público puesto en pie y coreando, junto a la orquesta, “Campeones, campeones, oe, oe, oe”, coronaron una velada que se esperaba en el Teatro Real de Madrid desde hace muchos meses: la primera de las tres representaciones de un Simon Boccanegra muy especial, con Plácido Domingo cantando el difícil e intenso papel del protagonista de una de las óperas más profundas y humanas de Verdi.
El enorme éxito que el artista madrileño había cosechado durante la presente temporada lírica, primero en la Staatsoper de Berlín, más tarde en el teatro alla Scala de Milán, en el Metropolitan de Nueva York y, justo antes de llegar a España, en la Ópera de Londres, cantando un rol de barítono, habían levantado en la capital una expectación, mayor si cabe, que la que suele ser habitual en cualquiera de sus apariciones, y las entradas para los días 22, 25 y 28 de julio, fechas en las que Domingo se sube al escenario encabezando el segundo reparto, se habían agotado en apenas diez minutos.

Pero anoche, además, Plácido afrontó el intenso papel de Simón Boccanegra muy bien acompañado. La fantástica soprano rumana Angela Gheorghiu, de voz excepcional y gran presencia, encarnó a una completísima Amelia, la hija perdida de Boccanegra, el ex corsario genovés convertido en el primer dux de la ciudad italiana, y fue, sin duda, otra de las piezas esenciales para que la velada tuviera un final tan maravillosamente apoteósico. Junto a ella, el tenor italiano Marcello Giordani construyó con calidad e inteligencia un inmejorable Gabriele Adorno, a pesar de que durante la presentación de la obra hace dos días advirtiera de la doble responsabilidad que sentía a la hora de interpretar este difícil papel junto a Plácido Domingo, el tenor que tantas veces se había metido en el papel del enamorado de Amelia, y que había sido su inspiración para prepararlo. Por último, el bajo italiano Ferruccio Furnaletto completó el cuarteto mágico de la noche con su cavernosa voz, cumpliendo a la perfección con el poderoso dramatismo que el papel del viejo Fiesco requiere, e interpretando con Domingo un conmovedor dúo, sin duda uno de los mejores y más intensos que se han escrito para voces graves.

Y así lo reconoció el público, que si bien reservó la ovación más calurosa y el momento de ponerse en pie para el gran Plácido, supo premiar con fervorosos aplausos, vítores, y exclamaciones de “bravo” que, junto a claveles rojos y blancos, volaban hasta sus pies, a todos los demás intérpretes, incluidos el Coro Titular del Teatro Real y la Orquesta Sinfónica de Madrid dirigida por Jesús López Cobos, que salió completa del foso para saludar también desde el escenario. Pero los entusiastas aplausos no sólo se escucharon después de caer el telón, ya durante la representación hubo momentos en los que un teatro, lleno como nunca para la ocasión, aplaudió incluso antes de que finalizaran los acordes correspondientes, como ocurrió durante el fabuloso trío interpretado por Domingo, Gheorghiu y Giordani en una de las escenas más dramáticas y sobrecogedoras en el poderoso último acto, que finaliza con la muerte del gran Simon delante de su hija, de Adorno y de Fiesco. Delante, en realidad, de todo un pueblo que asiste al cruel envenenamiento de quien durante 25 años les había gobernado dejando de lado las luchas fraticidas para perdonar a sus enemigos, antes de morir asesinado por uno de ellos. Una muerte trágica al más fiel estilo de las grandes óperas, que con la dignidad dramática y la experiencia interpretativa insuperable de Plácido Domingo, acabó por alimentar esa atmósfera especial que sólo se respira en las noches que acaban pasando a la historia de un teatro y, en definitiva, de una ciudad.

Y como la historia siempre tiene otro capítulo más, el Teatro Real retransmitirá en directo la próxima función de Simon Boccanegra con Plácido Domingo el próximo domingo 25; finalizada la misma, los artistas saldrán al balcón para saludar al público congregado en el exterior.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.