11 de diciembre de 2019, 7:45:27
Deportes

gp de españa de f1


Alonso saldrá segundo tras la sanción a Hamilton, que arrancará último


El piloto británico Lewis Hamilton (McLaren-Mercedes) ha sorprendido con una espectacular última vuelta (1:21.707) en la Q3 del Gran Premio de España de Fórmula 1, que se celebra en el Circuit de Catalunya, que le ha servido para conseguir la 'pole' y salir desde la primera posición en la carrera de mañana, por delante de la sorpresa de Pastor Maldonado (Williams) y de Fernando Alonso (Ferrari).


Los jueces han considerado que el británico ha infringido el articulo 6.6.2 del reglamento de competición cuando no ha llevado a su garaje el coche tras concluir la sesión de clasificación para configurar la formación de salida.

De esta forma, Hamilton ocupará la última posición y Pastor Maldonado saldrá primero, con el español Fernando Alonso (Ferrari) segundo.

Al finalizar la jornada de clasificación, los comisarios recibieron un informe del director de carrera en el que informaba de que, tras concluir la sesión de clasificación, se requirió un escrutinio de muestra de gasolina del coche de Hamilton, pero el monoplaza no llegó al 'pit lane'.

Según el comunicado de la FIA, en McLaren informaron de que el coche no había podido llegar al garaje por "motivos de fuerza mayor"

Esta argumentación no ha tenido suficiente peso para los comisarios, que han determinado lo siguiente: "Como la cantidad de gasolina puesta en el coche está bajo completo control del piloto, los comisarios no pueden aceptar esto como un caso de fuerza mayor".

"Los comisarios han determinado esto como una falta del artículo 6.6.2 del reglamento técnico de la FIA Fórmula Uno y el piloto es excluido de los resultados de la sesión de calificación. Al piloto, sin embargo, se le permite empezar la carrera desde el final de la parrilla", concluye el comunicado.

La norma 6.6.2 es estricta en este sentido, ya que obliga a que el coche siempre debe disponer como mínimo de un litro de gasolina en el depósito para que pueda ser extraída para analizarla y que el coche debe entrar en el 'pit lane' "por sus propios medios".

La norma de que los coches no pueden quedarse sin gasolina durante la sesión de clasificación se determinó hace dos años, en Canadá y con Lewis Hamilton como protagonista, quien acabó con el coche abandonado en la pista.

Fue así como la FIA determinó que los vehículos no podían quedarse sin gasolina el sábado en la clasificación y debían llegar con un mínimo de un litro para hacer el pertinente análisis.

Después de esta decisión, Hamilton se queda sin la 'pole' en Barcelona y continúa teniendo 21.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es