21 de noviembre de 2019, 22:37:55
Mundo

Se le atribuye a Mohamed Abdelaziz


Una presunta directiva de Abdelaziz anuncia más controles para impedir actos violentos


Una presunta directiva de Abdelaziz anuncia más controles para impedir actos violentos


Un documento filtrado a los medios de comunicación y que circula en los blogs saharauis está suscitando sorpresa y confusión. La directiva, atribuida al presidente de la República saharaui (RASD), Mohamed Abdelaziz, ordenaba a "todas las instituciones de la RASD y a los cuerpos de seguridad" tomar todas las medidas susceptibles para garantizar el éxito de la visita de la presidenta del "Centro Robert Kennedy para la Justicia y los Derechos Humanos", Kerry Kennedy, a los campamentos de refugiados.

La citada circular, que lleva el membrete y el sello de la Presidencia de la RASD, pretendía impedir cualquier manifestación, provocación o movilización "opuesta a las opciones gubernamentales, susceptibles de atentar contra la imagen del Frente Polisario ante los miembros de esta organización conocidos por su defensa del pueblo saharaui". Incluía también una directiva para "consolidar las medidas de seguridad en todas las zonas y ampliar los puntos de inspección y controles, tendientes a impedir cualquier acción terrorista o criminal susceptible de impactar negativamente en nuestra causa nacional".

La confusión generada por la filtración de dicho documento está en relación con su autenticidad y con sus objetivos. El Imparcial ha tomado contacto con diversas partes saharauis para conocer su opinión, llegando a la conclusión de que no existe unanimidad en cuanto a la interpretación de la citada directiva presidencial, e incluso sospechas de su posible manipulación.

La primera aparición pública del documento fue en el portal “Dakhla.News” (http://dakhlanews.net/news1411.html) con fecha del 27 de agosto de 2012. El portal, que está dedicado en gran parte a las noticias que se suceden en la antigua Villa Cisneros, hoy Dajla, no cita sus fuentes ni el modo en que obtuvo el texto. Dakhla.News responde al prisma marroquí y defiende la posición de Rabat respecto al conflicto del Sahara Occidental, por lo que suscita sospechas entre los saharauis seguidores de las tesis del Polisario o simplemente críticos con el tratamiento que hace el gobierno marroquí de las libertades y derechos humanos en el Sahara, de ser objeto de manipulación por los servicios secretos de Rabat.

El saharaui Huneifa Ibnu Abi Rabiaa, muy presente en las redes sociales que tratan de la cuestión del Sahara Occidental, duda de la autoría de la directiva: "Esa no es la manera en que Presidencia se dirige a los Cuerpos de Seguridad; no puede ser el presidente". En todo caso, el documento empezaría diciendo algo así como: "por órdenes de la Superioridad, se acuerda tal y tal". Al imputar la autoría, directamente, al presidente, el documento pierde todo su valor.

Según Huneifa "la finalidad del documento es mostrar a un Polisario resuelto a reprimir posibles manifestaciones", en particular ante la sede de la Presidencia situada en el campamento de Rabuni. Si bien, Huneifa admite que el citado documento "utiliza un lenguaje propio de La Hamada" (los campamentos de refugiados saharauis en Tinduf), "pero aun así se le nota un cierto desconocimiento del modo en que se alude a ciertos tema".

Desde una óptica diferente, Mohamed Mahyub Salek, que dirige el portal del grupo Jat Achahid (http://www.fpjatchahid.org), le atribuye más credibilidad "porque –dice – la dirección del Polisario tiene miedo que nuestro grupo Jat Achahid o la Juventud de la Revolución, hagamos manifestaciones ante la delegación americana". Salek contó a El Imparcial que la dirección del Frente les informó de que Kerry Kennedy iba a hablar con ellos, así como con la popular cantante Najem Allal, con los familiares de los presos en las cárceles de Tinduf en los años 70 y 80 y con la familia de Mustafá Salma Sidi Mulud, que está en abierta disidencia con la política del movimiento independentista. Promesas que no se cumplieron.

Otra finalidad diferente del objetivo del documento nos la han dado desde la organización ASADEDH (Asociación Saharaui por la defensa de los Derechos Humanos). Según esta ONG, que dice disponer de buenas fuentes en los campamentos de refugiados de Tinduf, “el documento es auténtico”, y su finalidad era esencialmente impedir un posible acto terrorista en contra de la delegación norteamericana o de la propia presidenta Kerry Kennedy. Según ASADEDH la dirección del Polisario ha tomado buena nota de lo ocurrido con los tres cooperantes (dos españoles y una italiana) que fueron secuestrados en el campamento de Rabuni por un grupo armado, poniendo de manifiesto los fallos en la seguridad de los campamentos y las posibles complicidades por parte de ciudadanos saharauis con el grupo de secuestradores.

La desorientación originada por la filtración de la directiva firmada por el propio Abdelaziz, ha coincidido además con una situación política muy confusa en la propia dirección del movimiento independentista, que no ha hecho sino complicar aún más su interpretación. Mohamed Abdelaziz acaba de hacer público un ligero cambio ministerial y el nombramiento de nuevos embajadores, poniendo así fin a la incertidumbre creada desde finales del año 2011 en que se realizó el congreso del Frente Polisario, sin culminar con los cambios que la población refugiada en Tinduf esperaba.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es