27 de enero de 2020, 11:20:53
América

Gracias a su herencia histórica e hispánica


La ciudad de San Antonio, en Texas, da la bienvenida a la inversión española


La séptima ciudad de EEUU, San Antonio (Texas), despierta cada vez más el interés de las empresas españolas, que ven en esta urbe un sitio acogedor para la inversión, gracias a los fuertes lazos históricos que tiene con la cultura hispana y por el buen clima de negocios que caracteriza una de las capitales más representativas de la cultura estadounidense.


San Antonio, en Texas, la séptima ciudad de Estados Unidos, quiere atraer la inversión española y la atención de España por su herencia histórica, especialmente sus misiones franciscanas, un fenómeno religioso y cultural único en nuestro tiempo.

Según explicó a Efe el embajador de España en Washington, Ramón Gil-Casares, a su regreso de un viaje oficial por la ciudad, San Antonio podría representar muy pronto para las grandes empresas españolas una acogedora puerta de entrada en EE.UU. como lo ha sido Miami, en Florida.

Uno de los principales bancos españoles, BBVA, se está expandiendo en San Antonio bajo la marca BBVA Compass Bancshares Inc., lo mismo que Atento, la empresa de servicios de atención al cliente del grupo Telefónica, según destacaba este viernes el diario local San Antonio Express News.

Otras multinacionales como Repsol, Iberdrola, Abengoa también han puesto pie en el estado de Texas, por su peso dentro de la economía estadounidense y sus lazos crecientes con Latinoamérica.

Los círculos económicos y políticos de la ciudad conocen la importancia de las empresas españolas y por eso les choca lo que escuchan acerca de las dificultades económicas por las que atraviesa España en estos momentos, comentó Gil-Casares.

PIE DE FOTO


El embajador español pronunció el miércoles un discurso de carácter económico ante un centro de estudios de la ciudad, el World Affairs Council, y el jueves participó en una reunión de la Cámara de Comercio Hispana de San Antonio.

Explicó a los asistentes la amplitud de las reformas emprendidas por el Gobierno español para reconstruir la economía, cuya crisis tuvo su origen en el sector inmobiliario y financiero, lo mismo que sucedió en EE.UU.

El viernes, Gil-Casares se entrevistó con el congresista Joaquín Castro, hermano gemelo del alcalde de San Antonio, Julián Castro, figura hispana ascendente dentro del Partido Demócrata.

PIE DE FOTO


Durante su visita, los responsables del Parque Nacional de las Misiones de San Antonio solicitaron el apoyo del Gobierno español ante la UNESCO para que les sea otorgada la condición de "patrimonio de la Humanidad".

Las misiones franciscanas fueron establecidas a lo largo del río San Antonio, en el sudoeste estadounidense, a partir de finales del siglo XVII. "El monarca español otorgó a muchas órdenes religiosas permisos de la iglesia católica para fundar comunidades misioneras. Mediante la enseñanza de estos religiosos, las comunidades de nativos conversos surgieron como parte de una sociedad de campesinos esencialmente medievales y leales a la corona en la frontera", se lee en la web oficial en español del hoy Parque Nacional estadounidense.

Lo sorprendente es que se trata de comunidades "con sus frailes y parroquias", que "siguen vivas", resaltó el embajador. Es "una Iglesia que sigue viva" más de trescientos años después, subrayó.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es