6 de diciembre de 2019, 5:29:28
Deportes

Crónica deportiva


El aroma británico perfuma el deporte del domingo


El tenista alicantino perdió la final del Master 1000 de Miami frente a Andy Murray y los remeros de Oxford se impusieron a los de Cambridge. El Atlético desaprovechó los tropiezos del sábado y empató en casa frente al Valencia.


Después de casi res horas de partido y varios calambres, David Ferrer dijo basta. El tenista español se quedó a kas puertas de un nuevo título tras perder la final del Master 1000 de Miami ante Andy Murray por 2-6, 6-4 y 7-6 (2). El español llegó a contar con una bola de partido, pero un exceso de confianza al creer que había salido fuera una bola cunado tocó con claridad la línea hundió sus esperanzas de victoria.

En cuanto a la liga española, el Atlético de Madrid también dejó escapar el pinchazo de sus rivales tras empatar a uno ante el Valencia en el Calderón. La Real Sociedad se mantiene en la cuarta posición tras empatar a dos en casa del Espanyol gracias a un tanto en propia de los locales. La parte de abajo de la clasificación se pone al rojo vivo tras la primera victoria visitante del Deportivo en el campeonato frente a un rival directo, el Mallorca, por 2-3 y los tres puntos que se llevó el Osasuna de Valladolid al ganar 1-3 en el Nuevo José Zorrilla.

Donde las aguas están revueltas es en el Sunderland de la Premier League. El club decidió desprenderse de Martin O'Neill a los mandos del banquillo tras la derrota por la mínima frente al Manchester United. Hasta ahí todo sería normal, pero el elegido para sustituirlo ha sido el italiano Paolo Di Canio, un antiguo jugador de la Lazio más conocido por hacer el saludo fascista y confeso ultraderechista y seguidor de Mussolini. David Miliband, vicepresidente del club y también hermano del líder del Partido Laborista británico, presentó su dimisión tras el fichaje del técnico.

En su 159ª edición, los remeros de Oxford se impusieron a los de Cambridge en los 6,8 kilómetros de carrera por el río Támesis por 77ª vez en la historia, rodeados de un fuerte despliegue de seguridad tras los accidentes del pasado año.

Con Tom Boonen fuera de juego por una caída, el suizo Fabian Cancellara esperó al último muro del Tour de Flandes para asestar el ataque definitivo. El eslovaco Peter Sagan no pudo con el demoledor arranque del suizo y sólo pudo contemplar como testigo privilegiado el triunfo de Cancellara en el segundo 'monumento' de la temporada ciclista.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es