29 de julio de 2021, 17:55:50
Los Lunes de El Imparcial

CRÍTICA


Javier Noya: La imagen de España en el mundo: Visiones del exterior (1)


Javier Noya: La imagen de España en el mundo: Visiones del exterior (1). Tecnos. Madrid, 2013. 480 páginas. 37 €


La imaginología, o campo de estudio y conocimiento de las imágenes de gentes, culturas, imperios y naciones que pueblan el anaquel de la historia, no es un territorio intelectual predilecto de la historiografía y ciencias sociales españolas. Hay, sin embargo, una tradición imaginológica anclada en el pasado que, al menos en Europa, posee abolengo y títulos identitarios. A saber: cómo se ven, se escrutan y juzgan entre sí las potencias grandes pertenecientes al sistema de la pentarquía (en 1800, por ejemplo) y las pequeñas potencias distribuidas en las periferias ibérica, balcánica y escandinava (para la misma fecha antes acotada). No solo la historiografía sino también los géneros de la novela, la crónica y el ensayo han sabido vehicular el juego de percepciones cruzadas entre naciones.

Como algunos otros historiadores españoles pertenecientes a generaciones a caballo entre los siglos XX y XXI, no he dejado de prestar atención a la imaginología hispana que ha girado sobre Marruecos -Magreb a la larga y el mundo árabe-islámico ya mucho más tenuemente-, como han hecho por su cuenta figuras académicas de peso, cuales han sido Caro Baroja y J.Vernet i Ginés, y son Pedro Martínez Montávez y José Antonio González Alcantud, entre otros pocos. No podía ser de otro modo, tratándose de un referente tan próximo a todo el sur de Europa como ha sido el mundo árabe-islámico. En suma, que precedentes imaginológicos existen en la bibliografía hispana desde hace siglos.

Al filo de esta digresión, me agrada anunciar que se acaba de presentar últimamente un trabajo de investigación del que es autor Javier Noya, profesor de sociología en la Universidad Complutense de Madrid e investigador principal del Real Instituto Elcano. La obra lleva por título: La imagen de España en el mundo. Es el volumen primero de “Visiones del exterior” y ha sido la editorial Tecnos la encargada de lanzarla al mercado del libro científico. “Visiones del exterior” se completa con un segundo volumen, Los españoles ante un mundo en cambio, del mismo autor que el anterior.

En horas de una grave crisis financiera, luego económica, también política, e, incluso, de ubicación cualitativa de España -país venido a menos en relativamente poco tiempo-, la aparición de la obra de Javier Noya se hace acreedora de una respetuosa acogida por dos razones considerables. La primera de estas reside en la oportuna, aunque infausta coyuntura histórica que atravesamos en algunos países de la periferia meridional de la Unión Europea; coyuntura que, valga la paradoja, confiere un valor añadido a la iniciativa del observatorio del Real Instituto Elcano en materia de política y relaciones internacionales. Estamos en la inteligencia de que penetrar en la radiografía del ascenso, auge y empequeñecimiento de un país, solo puede redundar en el esclarecimiento de los mecanismos motivadores del proceso de marras. La segunda de esas razones concierne a los méritos propios del estudio binocular de la obra que se acaba de presentar en el Círculo de Bellas Artes. Es decir, de una obra que orienta sobre el modo en que el “panóptico” internacional (europeo, casi siempre) ha venido contemplando secularmente a España; muy en particular desde la transición a la democracia en adelante, y también, sobre cómo lo hispano (hoy bajo la impronta de marca España) se ha ido abriendo paso en la esfera compleja de un sistema de intereses e interacciones globalizado. Para llevar a buen fin un estudio de este calibre, o se es un taumaturgo de la reflexión histórica -a la manera de algunos clásicos (Ibn Jaldún, Vico, Tocqueville …)-, o un metódico analista del caso específico que se decide escrutar, recurriendo esta vez al utillaje inevitablemente estadístico e indiciario que posee la sociología para adentrarse en la descomposición precisa y relativa de sus datos.

En esta estricta notificación de esta obra de Javier Noya y del respaldo institucional que le ha facilitado la realización de su empresa académica, solo me parece obligatorio advertir, al menos en mi caso, que las percepciones cruzadas hispano-magrebíes e hispano-árabe-turcas que se contemplan en el segundo volumen (guerras del Golfo, el 11-S neoyorquino, el caso de Iraq, el 11-M que tuvo lugar en una conocida estación ferroviaria de Madrid, etc., etc.,), se hacen acreedoras de unas pocas puntualizaciones ad hoc. Habrá, empero, ocasiones más ajustadas para proceder a este ejercicio de oficio. Es decir, cómo nos leen los otros.

En cualquiera de los casos, estas sugestivas “visiones desde, y hacia, el exterior” que arroja la obra de Noya, se convertirán en un referente bibliográfico ineludible sobre los gozos y las sombras de la contemporaneidad española. Un tramo secular durante cuyo transcurso la España de Mérimée y de Washington Irving pasó a ser la de Hemingway y Gerald Brenan. Así como la España de la transición política y del empuje social ha conducido a la España de los últimos cinco años. Que, por ahora, no hay quien la arregle.

Por Víctor Morales Lezcano
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es