6 de diciembre de 2019, 10:00:22
Nacional

El Ayuntamiento defiende que la cúpula de Seguridad siga en sus puestos


La jefa del operativo policial del Madrid Arena asegura que se le negaron refuerzos


El Ayuntamiento de Madrid defiende que no haya habido destituciones de responsables de seguridad imputados en el caso Madrid Arena. La jefa de la unidad policial de la zona y encargada del operativo sostiene que se le denegaron refuerzos.


El portavoz del Gobierno municipal, Enrique Núñez, ha defendido este jueves en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno que la cúpula de Seguridad del Ayuntamiento de la capital siga en sus puestos con independencia de que se mantenga su imputación en el caso Madrid Arena.

"Una imputación no es una acusación. La condición de declarar como imputado no exime de que puedan prestar sus funciones", ha señalado el edil. De este modo, la exconcejala de Seguridad y actual responsable de Carabanchel, Fátima Núñéz; el coodinador de Emergencias, Alfonso del Álamo, y el inspector jefe de la Policía municipal, Emilio Monteaguado, seguirán en sus puestos.

Quien ya no se encuentra en el Ayuntamiento es el exdelegado Antonio de Guindos, que dimitió en febrero tras ser llamado a declarar como imputado. La Audiencia Provincial mantiene la imputación de la cúpula de Seguridad después de que el Ayuntamiento recurriera esta medida del instructor del caso, el juez Eduardo López Palop.

La jefa de la Unidad de Policía Municipal de Moncloa-Aravaca, Cándida Jiménez, encargada del operativo policial en la fiesta de Halloween del Madrid Arena, ha declarado ante el juez que pidió refuerzos a sus superiores, pero se los denegaron, y que no hubo un cambio de nivel de riesgo del evento.

Abdón Núñez, el abogado de la familia de Belén Langdon, una de las víctimas de la tragedia, lo ha explicado así durante un receso de la declaración de Cándida Jiménez como testigo ante el titular del Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid, Eduardo López-Palop, que investiga la muerte de cinco jóvenes en una avalancha humana en el Madrid Arena el pasado 1 de noviembre.

Jiménez ha precisado que la Unidad de Moncloa-Aravaca nunca había asumido el dispositivo policial de los eventos en el Madrid Arena, ya que, con anterioridad, siempre habían estado a cargo de la Unidad de Medio Ambiente del Ayuntamiento y las Unidades Centrales de Seguridad de la Policía Municipal.

La responsable del operativo policial ha indicado que el 29 de noviembre del año pasado recibió la orden de su superior, Emilio Rodríguez Corral, de que tenía que asumir el operativo policial para la fiesta y el 31 de noviembre le llamó para confirmarlo, al considerar que se trataba de "un error". Jiménez ha detallado que su superior le reconoció que se les había pasado avisarle de la fiesta del Madrid Arena y que era la Unidad de Moncloa-Aravaca la que tenía que organizar el dispositivo policial, para el que tan solo contó con doce agentes municipales.

Ha asegurado que, antes y durante la fiesta, pidió refuerzos a sus superiores, pero se le denegaron, y ha manifestado que nunca recibió una orden de cambio de nivel de riesgo del evento de medio a alto.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es