22 de noviembre de 2019, 7:02:06
Mundo

Nueva polémica en Argentina


Néstor Kirchner, ¿asesinado?


La presidenta de Argentina, Cristina Fernández, vuelve a estar en el centro de la polémica tras las denuncias realizadas por el abogado y político argentino, Juan Ricardo Mussa, quien acusa a la mandataria y a su hijo, Máximo Kirchner, de asesinar “de un tiro en la nuca”, al expresidente Néstor Kichner, el 27 de octubre de 2010.


El fallecido exjefe de Estado de Argentina, Néstor Kirchner, vuelve a ser noticia estos días, a raíz de la querella presentada el pasado 9 de mayo por el abogado y político argentino, Juan Ricardo Mussa, quien acusa a la presidenta Cristina Fernández y a su hijo Máximo Kichner, de “asesinar” al exmandatario de “un tiro en la nuca”. Un hecho que fue presenciado supuestamente por dos testigos citados en la demanda.

El documento mencionado por el diario argentino Perfil, indica que dichos testigos hablan de una fuerte discusión entre Fernández y su marido, el día antes de su muerte el 27 de octubre de 2010.

Según la versión oficial, el exgobernante habría muerto de un infarto provocado por por problemas cardiovasculares, tras haber sido sometido a una angioplastia en septiembre por otro problema coronario, pero esta nueva acusación sirve aumenta la polémica entorno al matrimonio presidencial, que en los últimos días ha sido blanco de denuncias en su contra sobre blanqueo de capitales y tráfico de influencias.

Por lo que Mussa, militante del Partido Judicialista, pide la exhumación del cadáver de Kirchner para esclarecer el presunto incidente, a la vez que exige que comparezcan los médicos que atendieron al expresidente durante su convalecencia en su domicilio de Calafate.

Asimismo el letrado ha pedido que se investigue a varios empresarios argentinos, entre ellos Lázaro Baez, acusado de lavado de dinero y el pago de comisiones ilegales a Kirchner a cambio de contratos y por el encubrimiento del crimen.

Una década de la era “K”

En medio de la polémica, el Gobierno argentino comenzó a convocar formalmente para el próximo sábado a un multitudinario festejo en Buenos Aires al cumplirse una década de kirchnerismo, cuya aceptación popular será puesta a prueba nuevamente en las elecciones legislativas de octubre próximo.?

La Presidencia argentina comenzó a emitir avisos televisivos invitando a la celebración, cuyo epicentro será la emblemática Plaza de Mayo, frente a la sede del Ejecutivo argentino, la misma que el 25 de mayo de 2003 fue testigo del inicio de la presidencia de Néstor Kircnher (2003-2007), quien llegó al poder con apenas el 22 % de los votos y un país en quebranto económico y social tras la crisis de 2001-2002.??

En el principal paseo público de la capital ya se monta desde el viernes un gigantesco escenario, donde bajo la consigna "la década ganada" el próximo sábado habrá conciertos y espectáculos de luces y sonidos.

?"A pie, camión o colectivo tenemos que hacer que la Plaza de Mayo explote de alegría, la alegría del pueblo argentino", dijo hace unos días el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli.??Aunque el Gobierno no ha revelado aún detalles de cómo será el programa del festejo, Parrilli pidió que haya una "gran movilización de todos los argentinos que están comprometidos" con el "modelo" kirchnerista y que no quieran que se pierda "lo conseguido en estos 10 años".?

En declaraciones difundidas por la Presidencia argentina, Parrilli llamó además a dar el "espaldarazo" que la presidenta Cristina Fernández, esposa y sucesora del fallecido Néstor Kirchner, "necesita para seguir transformando Argentina".??El festejo coincidirá con la celebración de un nuevo aniversario de la Revolución de Mayo, hecho histórico que en 1810 marcó el inició del proceso que culminó con la declaración de la independencia, en 1816.??
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es