24 de mayo de 2019, 14:57:20
Sociedad

DOTACIÓN ECONÓMICA DE 500.000 EUROS


Convocatoria de ayudas para conciliación familiar y laboral de autónomos y empleadores de empleados de hogar


La convocatoria para las subvenciones destinadas a la conciliación de la vida familiar y laboral de los trabajadores autónomos y empleadores de personas en el hogar han sido aprobadas este martes con una dotación económica de 500.000 euros.


El Consejo de Gobierno ha autorizado la convocatoria de las subvenciones destinadas a la conciliación de la vida familiar, personal y laboral de las personas trabajadoras autónomas y empleadores de las personas empleadas de hogar, correspondiente al ejercicio 2013, con una dotación económica de 500.000 euros.

La orden de convocatoria incluye dos programas de subvenciones destinados a la conciliación de la vida familiar, personal y laboral, cada uno de ellos dotado con 250.000 euros, según ha informado el Ejecutivo regional tras la celebración del Consejo de Gobierno.

El Programa I está dirigido a facilitar el mantenimiento de la actividad de las personas trabajadoras autónomas en los supuestos de riesgo durante el embarazo, maternidad, paternidad, adopción o acogimiento preadoptivo o permanente o riesgo durante la lactancia natural.

La ayuda en este caso será el equivalente al coste salarial y de seguridad social derivado de la contratación efectuada para el mantenimiento de la actividad de la persona trabajadora autónoma, con el límite de 1.000 euros al mes.

El Programa II está dirigido a la contratación de personas empleadas de hogar así como para el mantenimiento de dicha contratación, como medida de conciliación de la vida personal, laboral y familiar.

Cabe recordar que la normativa que regula estas ayudas fue modificada para subvencionar no sólo los contratos de personas empleadas de hogar que supongan un alta nueva en Seguridad Social sino también la continuidad de los contratos ya realizadas.

La subvención se establece en función de la base de cotización y teniendo en cuenta si son altas nuevas, con un límite de hasta 1.200 euros en este caso, o se perciben por mantenimiento de los contratos suscritos, pudiendo alcanzar entonces hasta 1.000 euros.

Solamente se podrá ser beneficiario una vez de la subvención a la contratación que suponga un alta nueva en Seguridad Social en la relación laboral de carácter especial del servicio de hogar familiar. Y en caso de sucesivas altas en dicho régimen, el empleador podrá optar por la ayuda de mantenimiento.

El beneficiario de la ayuda deberá cumplir la obligación de cotizar por la persona empleada de hogar en el Sistema Especial para Empleados de Hogar dentro del Régimen General durante los doce meses siguientes a la solicitud de la ayuda.

Para los dos programas de ayudas a la conciliación, las solicitudes se presentarán en los modelos normalizados que se incluyen como anexos en la orden de convocatoria y estarán disponibles en el Servicio Extremeño Público de Empleo y en la página www.extremaduratrabaja.es.

De igual forma, el Consejo de Gobierno ha autorizado a la Sociedad de Fomento Industrial de Extremadura (Sofiex) para proceder a la desinversión en la participada Sociedad Promotora de Telecomunicaciones en Extremadura, S.A., mediante la recuperación del importe total desembolsado, que se cifra en 2.184.000 euros.

Modificación de decretos
El Consejo de Gobierno también ha aprobado la modificación de dos decretos, por un lado, ha aprobado la modificación del decreto 147/2012, de 27 de julio, por el que se establecen las bases reguladoras de las subvenciones para el fomento de la contratación indefinida en la Comunidad Autónoma de Extremadura.

Se introduce como posibles beneficiarias a las empresas que, no teniendo la consideración de PYMES, mediante la apertura de nuevos centros en Extremadura o mediante la ampliación de centros existentes y respecto del personal contratado al servicio de los mismos, contribuyan al crecimiento y al desarrollo del tejido empresarial en Extremadura.

Asimismo, se incluyen también como beneficiarios a los empresarios del sector agrícola que, por razón de la naturaleza de sus actividades, no habían podido tener acceso a estas ayudas en normativas anteriores.

Esta línea de ayudas se articula en dos programas, uno para los contratos indefinidos iniciales, suscritos con trabajadores desempleados que en el momento de la contratación carezcan de ocupación laboral; y otro para las transformaciones en indefinidos de los contratos de duración determinada.

Con la modificación del decreto se incrementa además la cuantía de las ayudas en ambos programas.

De esta manera, las ayudas para la contratación indefinida inicial serán de 6.500 euros para la contratación de mujeres; jóvenes menores de 30 años y mayores de 45 años, y de 5.500 para la contratación inicial del resto de hombres. Para la transformación de contratos temporales a indefinidos, la ayuda será de 4.000 euros para las mujeres y 3.000 para los hombres.

También se reducen los plazos de obligación de mantenimiento del puesto de trabajo subvencionado, pasando de dos años a dieciocho meses. El objetivo de estas ayudas es impulsar la contratación indefinida para reducir las "altas tasas de temporalidad" y contribuir a la "mejora de la competitividad de las empresas, uno de los objetivos prioritarios del Plan de Acción Integral de Empleo, Emprendedores y Empresa (Plan 3E)".

Al mismo tiempo, se incentiva la creación de empleo para mujeres como grupo de atención prioritario, así como para los jóvenes menores de 30 años y también los varones mayores de 45.

La jornada laboral de los contratos indefinidos realizados al amparo de ambos programas deberá ser, como mínimo, del 50% de la jornada habitual de la empresa, actividad o sector de que se trata o, en su defecto, la jornada máxima legal.

Asimismo, se mantiene la ayuda por contratación indefinida a personas empleadas de hogar, sector que se incluyó por primera vez como beneficiario en el decreto aprobado en 2012, que ahora se modifica para introducir los aspectos ya señalados.

Por otro lado, el Ejecutivo extremeño ha aprobado la modificación del decreto 149/2012, de 27 de julio, por el que se regula la concesión de incentivos destinados a favorecer la contratación de personas con discapacidad en el mercado ordinario de trabajo en la Comunidad Autónoma de Extremadura.

Como en el caso anterior, las modificaciones afectan principalmente a la introducción como posibles beneficiarias a las empresas que, no teniendo la consideración de PYMES, mediante la apertura de nuevos centros en Extremadura o mediante la ampliación de centros existentes y respecto del personal contratado al servicio de los mismos, contribuyan al crecimiento y al desarrollo del tejido empresarial en Extremadura.

Y también podrán acceder a estas ayudas los empresarios del sector agrícola que, por razón de la naturaleza de sus actividades, no habían podido tener acceso a estas ayudas en normativas anteriores.

Asimismo, se incrementa la cuantía de las ayudas y se reducen los plazos de obligación de las contrataciones subvencionadas pasando de dos años a 18 meses.

De esta forma, la contratación indefinida inicial personas con discapacidad será subvencionada con 7.000 euros. Mientras, la ayuda para la transformación de contratos temporales en indefinido se mantiene en 4.500 euros y la dirigida a contrataciones temporales por un año, en 1.000 euros.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es