19 de noviembre de 2019, 6:16:57
Sociedad

según datos de educación


El 40 por ciento de los titulados universitarios trabaja en empleos de cualificación inferior


Un elevado porcentaje de los titulados universitarios no ejerce un puesto acorde a su formación. Es una de las conclusiones de un estudio del propio Ministerio de Educación.


Cuatro de cada diez universitarios con trabajo están empleados en puestos que requieren un nivel de cualificación inferior a los estudios que han cursado, y el 16,8 % tienen una ocupación poco especializada de carácter manual, según datos de 2012 para titulados del curso 2005-2006.

Según el informe "Datos básicos del sistema universitario español", presentado este jueves por el Ministerio de Educación, en el curso 2012-2013 se dio el primer descenso de beneficiarios universitarios de becas en seis años, 8.671 menos entre las de tipo general y las de movilidad.

Ese curso fue cuando el Ministerio de Educación incrementó por ver primera las exigencias académicas de acceso y mantenimiento de las becas.

Un curso antes, en 2011-2012, más de un tercio de los estudiantes universitarios con beca (37,3 %) la perdió por bajo rendimiento académico en el primer año de carrera, en el sentido de que aprobaron menos de la mitad de los créditos matriculados.

Según cálculos ministeriales sobre datos de comunidades y universidades, el alumnado de los grados universitarios desciende un 0,8 % en este curso (2013-2014) en comparación con el anterior, lo que está "directamente relacionado" con la reducción de la población de entre 18 y 24 años.

La tasa media de abandono de los estudios universitarios en el primer curso de grado es del 19 %, aunque se reduce al 13,5 % en el caso de los becarios.

En general, el 7,1 % de los alumnos cambian de carrera en el primer curso.

En conferencia de prensa, el secretario de Estado de Universidades, Federico Morán, ha rechazado que se haya producido una caída catastrófica de estudiantes por unas becas más exigentes y la subida de tasas que abonan los alumnos, que este curso aumentan una media del 2,9 %, aunque ha reconocido que se matriculan menos créditos.

Ahora, el alumno es "más racional" y se matricula de las asignaturas que se ve capaz de aprobar, según el mínimo de créditos exigido por cada universidad, y esto es "positivo", según Morán.

Sin embargo, este incremento de las tasas de matricula, que Educación considera que se ha "moderado", se suma al del curso anterior (2012-2013), que fue del 16,7 %.

El Ministerio calcula que el coste medio de matrícula de un curso completo de grado para un alumno de las universidades públicas es de 1.105 euros.

En cuanto a las becas, 263.682 estudiantes disfrutaron una de tipo general en el curso 2012-2013, por valor total de 757 millones de euros, lo que supone 6.608 beneficiarios menos que un curso antes.

En la convocatoria de movilidad, fueron 33.101 alumnos, 2.063 menos.

Morán ha explicado que el ministerio ha tramitado hasta el momento el 72 % de las 529.000 solicitudes de becas universitarias de este curso en lo referido a la cuantía fija que reciben los beneficiarios, con un desembolso superior a los 200 millones de euros.

Ha indicado que las solicitudes de becas universitarias suelen ser medio millón por curso y otro tanto entre las de FP y Bachillerato.

Pero pueden aumentar las peticiones al haber descendido la renta de las familias con la crisis, por lo que más alumnos podrían cumplir los requisitos económicos.

El ministerio prevé para este curso una matriculación total de 1.438.115 alumnos de grado, con un mayor descenso en las universidades privadas (-2,3 %) que en las públicas (-0,6 %).

No obstante, la tasa conjunta de escolarización universitaria llega hasta el 29,7 % debido a una caída de la población en edad universitaria teórica (18-24 años) del 3,2 % en 2014 respecto a 2013.

En cualquier caso, la reducción del número de estudiantes no es nueva, según Educación, pues en los cursos previos a 2008-2009 había una pérdida anual media de matriculados del 1 %.

En los másteres oficiales, el cálculo es de 109.113 estudiantes, dentro de una horquilla "estabilizada" de 105.000-110.000.

A pesar de que un 40 % de universitarios trabaja en puestos que necesitan menor cualificación, ha destacado Morán, el paro de los titulados superiores era del 15 % en 2012, cuando la tasa global era del 25 % aproximadamente.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es