13 de noviembre de 2019, 8:35:40
Crónica Cultural

SEGÚN LA UNIVERSIDAD DE CAMBRIDGE


Dos nuevas esculturas de Miguel Ángel

Elena Viñas

La Universidad de Cambridge ha confirmado la autoría.


Un grupo de expertos de la Universidad de Cambridge y del Museo Fitzwilliam cree que ha hallado dos nuevas esculturas de Miguel Ángel fechadas entre 1500 y 1510. Se trata de dos bronces de un metro que representan dos figuras masculinas sobre dos panteras.

Si la atribución es “correcta”, advierte la Universidad de Cambridge en un comunicado, cabría hablar de las únicas obras de bronce de Miguel Ángel que han sido conservadas. El bronce, material que manejó con maestría su predecesor Donatello, no figuró, sin embargo, entre las preferencias de Buonarroti, quien trabajó sobre todo el mármol y escasamente la madera.

Las figuras ahora atribuidas al artista florentino distan de parecerse, pues una representa a un hombre mayor y otra, a un joven; una muestra más del interés de Miguel Ángel por la anatomía y el cuerpo desnudo idealizado.

Durante el siglo XIX pertenecieron a Adolphe de Rothschild, pero después se perdió su rastro pasando al ostracismo como obras creadas por escultores alejados de la talla de Buonarroti. Algo cambió el pasado otoño, cuando el profesor Paul Joannides, de la Universidad de Cambridge, encontró un dibujo de uno de los aprendices del escultor, pintor y arquitecto del Renacimiento: “En unos bocetos titulados A Sheet of studies with Virgin embracing Infant Jesus, de 1508, -conservados en el Museo Fabre, en Montpellier (Francia)- Joannides halló en una esquina una figura de un joven montado en una pantera, representación similar a uno de los bronces, lo que ha llevado a un grupo de expertos a comparar las piezas ahora estudiadas con otras obras del artista dando con semejanzas en cuanto al estilo y el tratamiento anatómico de las figuras”.

No será hasta el 6 de julio cuando las conclusiones del hallazgo sean presentadas públicamente. Hasta entonces, la Universidad de Cambridge apoya sus pesquisas en la evidencia de que Miguel Ángel realizó estudios en bronce de su David y de la escultura del Papa Julio II para su tumba, hoy en San Pietro in Vincoli, en Roma. “Tristemente ninguno de los dos sobrevivieron, ya que uno desapareció durante la Revolución Francesa y otro fue fundido tres años después”.

Los bronces permanecerán expuestos en el Museo Fritzwilliam, en Cambridge, del 3 de febrero al 9 de agosto.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es