15 de diciembre de 2019, 18:01:57
Editorial


Intolerable boicot a Felipe González



El boicot que la izquierda radical protagonizó la semana pasada contra Felipe González en la Universidad de Alicante puede volver a repetirse con otros políticos invitados a hablar en algún acto de similares características. En esta ocasión, el ex presidente sí pudo finalmente dirigirse al auditorio, a diferencia de lo que le ocurrió no hace mucho a Rosa Díez.

De un tiempo a esta parte, los radicales de izquierda han impuesto una dictadura tácita en el ámbito universitario consistente en boicotear todo acto que no sea de su agrado. Es, simple y llanamente censura, en el más amplio y execrable sentido de la palabra. Alguien que quiera defender públicamente las ideas de Batasuna, Podemos, la CUP o Esquerra sabe que podrá hacerlo sin problema alguno. No así al revés.

En el caso de Felipe González, se da la circunstancia de que quienes intentaban boicotear su conferencia se posicionaban del lado de la dictadura de Maduro, esa que en Venezuela encarcela a todo aquel que se atreve a manifestarse en su contra. Las carencias democráticas de quienes llevan a cabo estas actuaciones van en consonancia con su nula educación. Y lo primero que deberían aprender es que la Universidad es el templo de la libertad de palabra, vehículo del libre examen. Sin esa libertad de palabra e ideas y la tolerancia que permita su expresión sine ira et studio, no hay Universidad.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es