23 de mayo de 2019, 23:22:58
Comunicación

DEFIENDEN QUE LOS ESTRENOS SIMULTÁNEOS TIENEN UN EFECTO DIRECTO CONTRA LA PIRATERÍA


Netflix busca "personas que puedan contar historias brillantes" en España

EL IMPARCIAL/Efe

El servicio de vídeo bajo demanda arranca en el mercado español.


El servicio de vídeo bajo demanda Netflix, en plena expansión internacional, llega hoy a España, donde planea producir contenido local y ya se encuentra en conversaciones con productores para poner en marcha una serie.

"Estamos buscando un proyecto en España, personas que puedan contar historias brillantes y mostrar nuevos mundos", ha indicado hoy en rueda de prensa el responsable de contenidos de Netflix, Ted Sarandos. El fundador y consejero delegado de la compañía, Reed Hastings, ha asegurado que la estrategia de producir contenido en todo el mundo también se va a aplicar a España.

Sarandos ha aclarado que ya hay conversaciones en marcha con productores y directores españoles y ha destacado que un proyecto que hablara sobre España debería grabarse en español, aunque su ventana de distribución sea global. "Queremos crear una marca global de series y películas de todas partes del mundo", ha incidido Hastings.

Entre los puntos fuertes de su catálogo en España -todo el contenido estará doblado y contará con subtítulos-, Netflix ha presumido de las series Narcos, Marvel Daredevil, Sense 8, Grace and Frankie, Unbreakable y Marco Polo. También está presente Beasts of No Nation, la primera aventura de Netflix en el mundo del cine: una película de Cary Fukunaga que relata el entrenamiento de un niño soldado en África.

Sin embargo, las dos joyas de su corona, las últimas temporadas de sus exitosas series House of Cards y Orange is the new black no estarán disponibles porque son otras las compañías que cuentan con sus derechos en España.

Hastings ha afirmado que la oferta inicial, que aún dista bastante de la disponible en Estados Unidos -donde comenzó a emitir en "streaming" en 2007-, irá creciendo de forma gradual y espera que en un año el número de películas y series servidas en España se duplique. El consejero delegado ha subrayado que "no existe el canal que lo tenga todo", pero ha destacado que la presencia de un actor como Netflix en el mercado impulsa la oferta y mejora los precios.

"En Estados Unidos, HBO ha seguido creciendo porque hace buenos contenidos. Si Movistar tiene buenos contenidos, crecerá", ha sentenciado. El directivo prevé una revolución de la televisión en internet en las próximas dos décadas: "Internet no reemplazará a la televisión tradicional, sino que se convertirá en una red de televisiones y la televisión tradicional seguirá existiendo pero será como el teléfono fijo", ha añadido.

En cuanto a la posibilidad de traducir el servicio al catalán, Hastings ha apuntado que "no habría problema en añadir otro idioma" si crece la demanda.

El videoclub en línea -productor de series y también ya de películas- llega a España con unos precios que oscilan entre los 7,99 y los 11,99 euros al mes y una mensualidad gratuita de prueba. El objetivo de la compañía es llegar a uno de cada tres hogares españoles de aquí a siete años. El servicio de vídeo en internet bajo demanda, que cuenta con casi 70 millones de suscriptores, también desembarca este mes en Italia y Portugal.

Netflix tendrá tres modalidades de suscripción: una básica con calidad de imagen estándar que costará 7,99 euros, una intermedia que permitirá dos visionados simultáneos en alta definición a 9,99 euros y la más cara, que permitirá ver cuatro contenidos a la vez y dará acceso a los vídeos en calidad 4k por 11,99 euros.

Sarandos ha defendido que la oferta de Netflix tiene un efecto directo sobre la piratería, ya que al realizar estrenos simultáneos en todo el mundo reduce la frustración de los consumidores que desean acceder sin dilación a un contenido.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es