28 de enero de 2020, 2:51:30
Sociedad

UN TESTIGO DICE TENER NUEVA INFORMACIÓN


El juzgado de Leganés volverá a investigar el suicidio de Diego González por acoso escolar

EL IMPARCIAL

Un testigo dice tener nueva información. Por EL IMPARCIAL


El juzgado de Instrucción nº 1 de Leganés ha decretado la reapertura de la investigación de la muerte de Diego González, el niño de 11 años que se suicidó por acoso escolar.El juzgado ha estimado parcialmente el recurso de reforma presentado por los padres del menor contra el sobreseimiento provisional y archivo de la causa por su muerte.

En diciembre pasado, este mismo juzgado archivó la causa "al considerar que no existían indicios suficientes para entender debidamente justificada la perpetración de ningún ilícito penal", explica el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Tal y como se recogía en el auto de archivo, y tal y como manifiesta también la Fiscalía en su informe donde se muestra favorable parcialmente a la, "de las diligencias practicadas por la Policía Judicial, del resultado de la autopsia practicada y del análisis del Ipad del menor, no se evidenció en ese momento procesal la existencia de indicios que permitiesen la imputación de un delito de homicidio imprudente a persona alguna".

“En este sentido –apunta el auto actual-, el auto de archivo no adolece de defecto ni debe ser objeto de reforma", a lo que añade que "la posible existencia de unos hechos que pudieran ser constitutivos de una situación de acoso escolar frente al menor fallecido (hechos que no han quedado acreditados y que habrán de ser investigados en su caso por la Fiscalía de Menores), no implica la existencia de un delito de homicidio imprudente por parte del profesorado del centro donde pudieran haberse llevado a cabo los mismos o del mismo centro".

Según la Fiscalía, "de las diligencias practicadas no resultan suficientes indicios para proceder a tomar declaración como investigados a los profesores indicados en el recurso como autores o coautores del delito que se les pretende imputar”.

El auto señala la existencia de un testigo que manifiesta ser conocedor de nuevos hechos que pudieran contribuir al esclarecimiento de la investigación, por lo que se considera necesario continuar con la instrucción de la causa para comprobar la veracidad de tales afirmaciones.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es