21 de septiembre de 2021, 10:51:42
Nacional

JUICIO EN PALMA


Torres desmiente que la Infanta fuera el "escudo fiscal" de Nóos

EL IMPARCIAL/Efe

La entidad era revisada periódicamente por Hacienda y por el abogado del Rey.


En la novena sesión del juicio por el caso Nóos, el socio de Iñaki Urdagarín, Diego Torres, ha desmentido que la Infanta Cristina sirviera de "escudo fiscal" a la asociación sin ánimo de lucro que él dirigía junto a su marido. "Es absolutamente falso", ha dicho y ha asegurado, por contra, que tanto el abogado del Rey Juan Carlos, José Manuel Romero, como inspectores de Hacienda supervisaban periódicamente las actividades del Instituto y les daban su aprobación.

Torres ha explicado en su declaración como acusado ante el tribunal de la Audiencia de Palma que el secretario de Nóos, Miguel Tejeiro, mantenía encuentros periódicos con Romero, "abogado del jefe del Estado, y le rendía cuentas" sobre lo que hacía la asociación sin ánimo de lucro que dirigía junto a Urdangarin. "Además, cada año al llegar el mes de junio, el señor Tejeiro (su cuñado y también responsable de la gestión fiscal del Instituto) se reunía con un alto funcionario de Hacienda para que le revisará las declaraciones de impuestos (...), y se lo aprobaba", ha subrayado.

El exsocio de Urdangarin ha asegurado también que en cuestiones fiscales estaba "en manos" de su cuñado, el entonces secretario Nóos, Miguel Tejeiro, que era quien tomaba "todas las decisiones" en este ámbito. A preguntas del fiscal Anticorrupción Pedro Horrach sobre una cuenta de la que es titular en una entidad bancaria de Luxemburgo y los movimientos y transferencias de la misma, Torres ha contestado en el juicio del caso Nóos: "Yo sobre esto tengo conocimientos limitados, la gestión de esto estaba en manos del señor Miguel Tejeiro".

Torres afronta peticiones de condena de entre 16,5 y 22,5 años y está acusado, entre otros delitos, de presunto blanqueo y delitos contra Hacienda. "Yo lo que creo es que es un poco extraño que el señor Miguel Tejeiro no esté sentado en esta sala porque es la única persona que podría dar cuenta de todo esto. Es él quien debería dar cuenta de todo esto porque es el que lo ha pensado, lo ha diseñado, nos ha dado las instrucciones y lo ha ejecutado durante todo este tiempo y es lamentable que no esté ahora mismo aquí para poder explicarlo", ha dicho Torres sobre su cuñado, que no está acusado.

Sobre varios movimientos y transferencias entre las cuentas de Torres y de sociedades también investigadas en el caso Nóos como Blossom Hills y De Goes, Torres ha indicado que podían deberse a "un error" de cuentas o a "rendimientos de capital".

"La gestión de toda esta sociedad De Goes la llevaba Miguel Tejeiro, de los temas fiscales referidos a esto estaba totalmente en sus manos. Cuando empieza el caso, he buscado un asesor fiscal que ha estudiado esto, ha realizado dos regularizaciones con Hacienda y creo que ha proporcionado la información que está en el peritaje", ha dicho Torres al respecto. Ha insistido en que él no ha adoptado decisiones en relación con dichas cuentas o movimientos. Ante un documento bancario sobre la cuenta de Torres que describe su nivel de conocimiento de instrumentos financieros como excelente, el exsocio de Urdangarin ha dicho: "No soy para nada un experto, jamás me he formado sobre esto. En mi vida prácticamente ni he invertido en bolsa".

"El banco presenta a uno bastantes papeles y la mayoría de seres humanos firmamos lo que nos ponen delante", ha dicho sobre la contratación de servicios privados asociados a su cuenta en Luxemburgo. "Servicios privados no recuerdo haber suscrito. Uno a lo mejor firma los papeles que el banco te pone delante al respecto" ha afirmado.

Torres centra la novena jornada del juicio del caso Nóos que se celebra este martes en Palma, donde está acusado junto a la infanta Cristina, su marido Iñaki Urdangarin y otras 14 personas. Entre los acusados figuran también la esposa de Torres, Ana María Tejeiro y otro de sus cuñados, el excontable de Nóos, Marco Antonio Tejeiro.

El papel de Corinna

Diego Torres también ha asegurado que firmaba la mayoría de los documentos "por discreción", a pesar de que él era el vicepresidente del Instituto Nóos e Iñaki Urdangarin el presidente.

A preguntas del fiscal Anticorrupción Pedro Horrach sobre la trama internacional del grupo Nóos, Torres ha declarado ante el tribunal de la sección primera de la Audiencia de Palma que eran ambos quienes tenían interés en llevar a cabo proyectos en otros países, pero fue él quien figuró como titular en la sociedad que crearon a propósito en Londres, De Goes Ltd.

El socio de Iñaki Urdangarin en el Instituto Nóos, Diego Torres, ha asegurado en el juicio que la amiga del Rey Juan Carlos Corinna zu Sayn-Wittgenstein le propuso que crearan una sociedad en Londres para ocultar cobros de la Fundación Laureus a la Hacienda Española.

Según ha declarado Diego Torres en la novena sesión del juicio del caso Nóos ante la Audiencia de Palma, el instituto respondió a la representante de Laureus "que ni en broma".

"Crear una sociedad en Londres que su única finalidad era ocultar que estábamos cobrando ese dinero, (se decidió que) no se hacía", ha manifestado el socio de Urdangarin, que ha detallado que el correo electrónico en el que Corinna zu Sayn-Wittgenstein proponía a Nóos pagarle a través de una empresa en la capital británica fue remitido con copia al Rey Juan Carlos y al jefe de la Casa Real.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es