23 de agosto de 2019, 16:19:16
Sociedad

RÉCORD DE TURISTAS


Arrancan las Fallas 2016: Valencia disfruta ya del fuego y la pólvora

EL IMPARCIAL

La ciudad tiene por delante cinco días de fiesta llenos de diversión, música y color.


El ambiente se venía calentando desde hacía días, con artistas trabajando al 100%, pero este martes Valencia ha vivido, de nuevo, un auténtico amanecer fallero. Vecinos y turistas ya están listos para disfrutar de cinco días llenos de fiesta, música, color y pólvora. Y hay ganas. Ganas de ninots, ganas de mascletàs, ganas de fuegos artificiales, ganas de pasacalles… También habrá tiempo, cómo no, para la emotiva ofrenda de flores a la Virgen.

El corazón de las Fallas late en la plaza del Ayuntamiento, pero su fuerza se siente en cada rincón, por los cuatro costados. Un año más, los niños han sido, a su manera, los primeros protagonistas: la plantà de los 385 monumentos infantiles que decoran la ciudad ha dado el pistoletazo de salida a cinco jornadas frenéticas que culminarán con la cremà del 19 de marzo. La de las Fallas son las fiestas del arte efímero, pero también, por qué no decirlo, de la magia de la sutileza e, incluso, la ternura.

Las de 2016 serán, además, unas Fallas de récord: desde hace semanas, la ocupación hotelera roza el lleno y los establecimientos del centro no disponen de habitaciones libres. Según las primeras estadísticas, los turistas llegarán, sobre todo, de Madrid y Murcia; pero también desde el extranjero.

En esta ocasión, el calendario es un aliado: el día grande cae en sábado; el paso de las horas dirá si sucede lo mismo con el tiempo: Valencia mira de reojo al cielo y cruza los dedos para que la lluvia no desluzca unas fiestas que quiere vivir con la máxima intensidad.

Como cada año, el fuego marcará, el 19 de marzo, el final de las Fallas, que podrían volver a ser protagonistas el próximo mes de noviembre: la Unesco decidirá entonces si declara las fiestas valencianas Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Sería el remate perfecto para una vorágine que convierte la ciudad del Turia, cada año por unos días, en un pequeño y mágico caos.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es