18 de septiembre de 2021, 6:31:30
Cultura

EXPOSICIÓN EN CASA DE AMÉRICA


'El infinito Borges' propone un paseo por la vida y obra del escritor argentino

EL IMPARCIAL

Publicaciones, retratos y muchos objetos personales forman parte de una colección de más de trescientas piezas, de las que la mitad no han sido nunca antes expuestas. La exposición se puede visitar en la Casa de América en Madrid.


En este 2016 se cumplen treinta años del fallecimiento de Jorge Luis Borges. Con ocasión de la efeméride, Casa de América y el Museo del Escritor rinden homenaje al autor argentino con El infinito Borges, una de las más completas exposiciones a él dedicadas.

Publicaciones, retratos y muchos objetos personales forman parte de una colección de más de trescientas piezas, de las que la mitad no han sido nunca antes expuestas. El infinito Borges es, en definitiva, un paseo por una biografía que sirve para explorar y descubrir las distintas facetas del autor: su familia; sus vínculos con otros autores, como Julio Cortázar, Ramón Gómez de la Serna, Juan Carlos Onetti o Ernesto Sabato; su incursión en el ámbito cinematográfico; su paso por España; o la relación de su familia con el presidente Sarmiento.

Entre los objetos que se pueden admirar se cuentan algunas primeras ediciones, libros dedicados, grabaciones de voz, fotografías con su círculo intelectual, ilustraciones que acompañaron a sus obras o publicaciones en las que participó, entre ellas, el primer número de la revista Destiempo, que creó junto a Bioy Casares y de la que se conservan muy pocos ejemplares.

Así, hasta el 22 de mayo, los visitantes podrán ver un ejemplar de El Aleph, firmado, que perteneció a Julio Cortázar; el ejemplar de Poemas 1923-1943 de Ramón Gómez de la Serna, que lleva la dedicatoria manuscrita de Borges; las ediciones príncipe de todas las obras del autor argentino; o la grabación en audio de la entrevista que Victoria Ocampo le realizó para el libro Diálogo con Borges.

La muestra también recuerda sus dos años de estancia en España; lo hace con el volumen de Wine, Water and Songs de Chesterton, que un jovencísimo Borges adquirió en Granada en 1919, y que dató y firmó a lápiz en el reverso como solía hacer con todos sus libros, así como con la primera publicación de los poemas España y Alhambra.

En El infinito Borges también hay espacio para el cine. No obtante, entre la obra del escritor argentino se cuentan diversos guiones; en la muestra podrán verse algunos de ellos, como por ejemplo los de Los Orilleros o El paraíso de los creyentes.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es