18 de octubre de 2019, 16:00:29
Cultura

CRÓNICA GASTRONÓMICA


Crónica gastronómica. Carlos Bosch, propietario del exitoso El Portal, inaugura el Teatro Bistrot en Alicante

Rafael Anson

Carlos Bosch es un empresario alicantino enormemente ambicioso y brillante. Ha alcanzado un gran éxito con El Portal Taberna & Wines (Bilbao, 2. Tfno. 965 143 269. www.elportaltaberna.com), una sabia combinación de vino y gastronomía, muy del gusto local, en el que la cocina de Sergio Sierra convive con vinos, cavas y champagnes de todo el mundo y en el que, por ejemplo, se han desarrollado las primeras Experiencias Monográficas de Krug en España.


Un lugar cuidado, de agradable ambientación y en donde no paran de ocurrir cosas. Disfruta de un sol en la última edición de la Guía Repsol, entre otras cosas, porque da un trato excelente a los grandes tesoros de la provincia, ya sean frutas, verduras o pescados; acompañados de vinos y otras bebidas excelentes.


Un espacio único en el Teatro Principal de Alicante

Ahora está desarrollando, también en el centro mismo de la capital alicantina, su proyecto más emotivo y personal, el Teatro Bistrot (Plaza Ruperto Chapí s/n. Tfno. 965 947 513. http://bistrot.teatrobistrotterrace.com), un espacio único en el ambigú del Teatro Principal de Alicante, de mediados del siglo XIX, pero ambientado en el Art Decó del París de los años 20, donde recuperar y actualizar las recetas de su infancia que él define como “un centro de investigación y laboratorio de la Cultura Gastronómica Mediterránea del Levante español”.

En mi primera visita al Teatro Bistrot, disfruté de un menú genuinamente alicantino, construido a partir de los grandes productos de la despensa local, que se inició con tapas tan deliciosas como la de almendra, aceite y miel de la Montaña; y siguió con raïm de pastor; cebollita encurtida con anchoa, aceituna Cuquillo, tomate seco y piparra; salazones, mojama de atún y hueva de mújol en semisalazón.


Grandes platos, con vinos y Champagne a la altura

El menú propiamente dicho incluyó tres grandes platos: las cerezas de la Montaña de Alicante con quisquilla de Santa Pola; la gamba roja de Denia hervida en agua del Mediterráneo y el conejo con tomate. Como postre, tatin de nísperos con helado de mantequilla.

Para redondear el menú, el gran Champagne Krug Grand Cuvée, maravilloso; un delicioso amontillado Sacristía de Antonio Barbadillo y, finalmente, el blanco Rioja Qué lindo cacareaba, de Bodegas Contador de Benjamín Romeo, y el tinto de Alicante Las Quebradas, de Bodegas Enrique Mendoza, obra de Pepe Mendoza. Una apoteosis de vinos para armonizar un menú inolvidable, porque la bodega es muy ambiciosa.

La apuesta del Teatro Bristot, igual que la de El Portal, se basa en los productos de proximidad, en su afán por impulsar a los pequeños productores de la provincia. Tiene como objetivo recuperar platos de cocina tradicional alicantina y reinterpretar otras recetas clásicas.

El Teatro Bistrot es, por lo tanto, un laboratorio de la Cultura Gastronómica mediterránea, donde el chef, Sergio Sierra, encabeza un equipo de seis profesionales, cuyo afán es respetar sabores, recuperar ingredientes y apostar por la cocina más saludable. En sus distintas propuestas, Carlos Bosch reivindica los valores locales y está en permanente búsqueda de la armonía con la bebida, entre Champagnes y cavas, blancos y tintos, generosos, espirituosos y cervezas.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es