25 de enero de 2020, 0:59:13
Economía

ENERGÍA


Gas Natural Fenosa abre su segunda estación pública de suministro para vehículos en Francia

EL IMPARCIAL

Esta estación, situada en Poitiers, se enmarca dentro del proyecto de GAS NATURAL FENOSA de extender su red de estaciones de gas natural en Europa.


Gas Natural Europe, filial de Gas Natural Fenosa, ha abierto en Poitiers su segunda estación pública de suministro de gas natural vehicular en Francia, en la que ofrece tanto gas natural licuado (GNL) como gas natural comprimido (GNC). Esta estación, la primera en la región de Nouvelle-Aquitaine, cuenta con un tanque de 80 m3 que podrá abastecer a todo tipo de vehículos: camiones, autobuses, tractores, vehículos ligeros o utilitarios.

La multinacional energética inauguró hace dos años en Castets (cerca de Bayona) la primera estación de GNL y GNC de Francia, que actualmente es la instalación que suministra un mayor volumen de gas natural de todas las existentes en el país. Estas dos estaciones en Francia, junto a las que la compañía ya opera en España, permiten que el tráfico internacional de mercancías a lo largo del Corredor Atlántico pueda realizarse exclusivamente con gas natural.

Durante los próximos meses, la compañía prevé poner en marcha tres nuevas estaciones públicas en Burdeos, Compiègne (norte de Paris) y Dunkerque con el fin de cubrir el suministro en estos puntos clave de la red de carreteras de Francia.

Gas Natural Europe, filial de comercialización energética de Gas Natural Fenosa en el centro de Europa, está presente en Alemania, Bélgica, Francia, Luxemburgo y Países Bajos. Entre enero y septiembre alcanzó unas ventas de más de 40 TWh.

El gas natural como alternativa para la movilidad

Gas Natural Fenosa ofrece desde hace más de 20 años soluciones de movilidad sostenible. El gas natural, como combustible de automoción, reduce la emisión de los principales agentes contaminantes que afectan a la salud humana: disminuye el 80% las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx); elimina más del 95% de las emisiones de material particulado (PM); no emite SOx y no contiene plomo ni trazas de metales pesados.

Además, es el combustible fósil que emite menos CO2, principal gas de efecto invernadero.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es