13 de diciembre de 2019, 15:25:27
Mundo

ESTADOS UNIDOS


Republicanos y demócratas desmienten a Trump: no hubo pinchazo de Obama

EL IMPARCIAL

El Comité de Inteligencia resta credibilidad a la teoría del magnate.


"Basándonos en la información de que disponemos, no vemos indicios de que la Torre Trump fuera objeto de una vigilancia por parte de ningún elemento del Gobierno de Estados Unidos ni antes ni después del día de las elección de 2016". De esta manera afirmaron los componentes del Comité de Inteligencia del Senado de Estados Unidos que la hipótesis defendida por Donald Trump de una presunta escucha ordenada por Obama es incierta.



Los líderes del comité investigador, Richard Burr (republicano) y Mark Warner (demócrata) afirmaron tal conclusión mediante un comunicado conjunto escrito que se ha publicado este jueves, un día después de que los cabezas dirigentes del Comité de Inteligencia de la Cámara Baja se alinearan con el rotundo desmentido. En tal ocasión fue Devin Nunes, republicano, quien asestó la puñalada fraternal al presidente y compañero circunstancial de formación al declarar que "no tenemos ninguna prueba de que eso ocurriera. No creo que hubiera un pinchazo de la Torre Trump".



De este modo da carpetazo la esfera política a la conspiración verbalizada por el magnate devenido en ocupante de la Casa Blanca durante la campaña electoral. En la mencionada teoría se expuso (y todavía se defiende) que el Ejecutivo liderado por Obama realizó prácticas de escucha ilegales de las que fue víctima Trump. En aquel brete, de enconada carrera electoral, al Comité de Inteligencia de la Cámara Baja ya se le había dado trabajo con la presunta participación del Gobierno de Vladimir Putin en los comicios presidenciales.



Pero las declaraciones oficiales de ambos organismos no son suficientes para aquel que ha pedido financiación al Congreso para construir el muro fronterizo con México, a pesar de haber asegurado y prometido que serían los mexicanos y sus empresas las que sufragarían la construcción de la barrera. "Pinchar un teléfono abarca muchas cosas", declaró el presidente a Fox este miércoles. "Creo que usted va a ver algunas cosas muy interesantes que van a pasar a un primer plano en las próximas dos semanas", susurró al periodista afín antes de reaccionar, este jueves, al comunicado emitido por el Comité de Inteligencia del Senado.



El encargado de nutrir la teoría conspirativa ha sido el portavoz de de la Casa Blanca. Mientras que Trump elegía a un ejecutivo de Boeing para ser el "número dos" del Pentágono, Sean Spicer aseguró a la prensa que su jefe mantenía su posición con respecto al espionaje presuntamente perpetrado por Obama. "Hay un montón de informes de los medios de comunicación por ahí que indican que algo estaba pasando durante las elecciones de 2016", deslizó, antes de dedicar 10 minutos de reloj a relatar una relación de fragmentos de noticias y titulares que rebaten los informes que apuntan a una presunta injerencia rusa en las elecciones.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es