17 de abril de 2021, 13:24:55
Cultura

ENTRADAS AGOTADAS


Salzburgo, el festival veraniego más importante de la música clásica

Alicia Huerta


Con nuevo director, Markus Hinterhäuser - que ya había dirigido el festival en 2011 de forma interina, entre las etapas de Flimm y Pereira - el pasado 21 de julio se inauguró la 97 edición de un festival que no envejece, a pesar del tiempo que lleva ofreciendo un destino cultural en plena canícula centroeuropea. Este año, el programa se compone de 195 espectáculos, protagonizados como siempre por artistas de primera categoría. Bajo el lema “Reigen der Macht” (danza circular del poder) Markus Hinterhäuser ha querido poner de relieve las numerosas caras del poder con cinco escenificaciones operísticas, cuatro obras teatrales y numerosos conciertos. El momento más esperado para muchos de los asistentes será el protagonizado por la ópera Aída, muy poco representada en el escenario de Salzburgo, y que supone además el debut de Anna Netrebko, que asume el famoso rol escrito por Verdi por primera vez. Y con Riccardo Muti, considerado el mayor experto en Verdi de nuestro tiempo, dirigiendo a la Filarmónica de Viena en la sala “Großes Festspielhaus”. Las entradas, por supuesto, hace semanas que se agotaron.

El inicio del programa operístico lo ha marcado, en todo caso, la representación de “La clemenza di Tito” de Wolfgang Amadeus Mozart. Primer estreno para el ciudadano más ilustre de la ciudad austriaca, como tiene que ser. A continuación, le seguirá la nueva producción de la ópera de Shostakovich Lady Macbeth del Distrito Mtsensk, protagonizada por Nina Stemme, dirigida en escena por Andreas Kriegenburg y musicalmente por Mariss Jansons, en el que será su debut en el Festival con la Filarmónica de Viena. Otros intérpretes serán Ferruccio Furlanetto, Maxim Paster, Maxim Aksenov y Evgenia Muraveva. Posteriormente, están programadas Wozzeck, de Alban Berg con Matthias Goerne encabezando el elenco y la Filarmónica de Viena; Ariodante, de Hendel y Lear, de Aribert Reinman, basada en la obra homónima de Shakespeare y escrita por Aribert Reimann, considerada una de las grandes óperas del siglo XX. Salzburgo celebra también el 450 aniversario de Claudio Monteverdi de la mano de uno de los mayores especialistas del género, John Eliot Gardiner, que dirigirá el trío de las óperas de Monteverdi en versión semistage: Orfeo, Il ritorno de Ulisse in patria y L’Incoronazione di Poppea. Krystian Adam, Romina Basso, Hana Blažíková, Francesca Boncompagni y otros importantes artistas estarán en el escenario para estas tres obras capitales de la historia de la ópera.

Tampoco puede faltar la famosa obra teatral “Jedermann” de Hugo von Hofmannsthal. La pieza teatral cuenta ya con 650 representaciones en apenas un siglo y es con ello el emblema de los Festivales de Salzburgo. En el reparto de este año figura el actor austríaco Tobias Moretti como protagonista y Stefanie Reinsperger, brillará por primera vez en el papel de “Buhlschaft”. Bettina Hering como directora de la función proporciona fuerte impulso con cuatro nuevas producciones, una renovada “Jedermann” así como investigaciones teatrales y lecturas. También en el área de los conciertos, los Festivales 2017 poseen gran esplendor: la obertura espiritual “Orchester zu Gast” (orquesta invitada), las matinales mozartianas y las noches de “Lieder” (composiciones para piano y voz) completan la oferta.

En la oferta de conciertos de la ciudad de Mozart, por supuesto, Wolfgang Amadeus Mozart ocupa un lugar especial. En combinación con otros compositores famosos, desde Bach hasta Strauss, los ciclos de conciertos ofrecen un recorrido muy variado por la música clásica. Las iglesias, palacios y castillos de Salzburgo abren sus puertas a los conciertos. Y durante los conciertos-cena, el arte de la música se combina con el arte culinario: menús de varios platos hacen que los amantes de la buena mesa – entre los que también se encontraba Mozart – disfruten la velada. Los lugares de los eventos son igualmente selectos. Desde la fortaleza “Festung Hohenwerfen” se puede observar la ciudad. En el “St. Peter Stiftskeller” disfrutará del ambiente de un restaurante tradicional y en el restaurante “Sternbräu” experimentará la auténtica cultura de taberna. La obra de Mozart es también el punto central de las orquestas de Salzburgo. Tanto si es tradicional como la “Mozarteum Orchester”, visionaria como la “Camerata Salzburg” o con visión de futuro como la “Philharmonie Salzburg”: las orquestas tienen una gran demanda internacional y están regularmente de gira de conciertos.

Con respecto a los recitales de voz, se podrá escuchar a Christian Gerhaher, Elena Garanča, Marianne Crebassa, Matthias Goerne, Sonya Yoncheva y Krassimira Stoyanova, cada uno con sus brillantes acompañantes de piano. Pierre-Laurent Aimard, Martha Argerich, Daniel Barenboim, Yefim Bronfman, Evgeny Kissin, Maurizio Pollini, András Schiff, Grigory Sokolov y Mitsuko Uchida serán los solistas de piano, con dos debuts: Igor Levit y Daniil Trifonov. Anne-Sophie Mutter actuará con la Orquesta Sinfónica de Pittsburgh bajo la batuta de Manfred Honeck en el concierto para violín de Witold Lutosławski, cuya Partita está dedicada a la propia violinista. Otros conciertos importantes serán el de la Vienna Philharmonic dirigida por Bernard Haitink, el de la Berlin Philharmonic con Simon Rattle, y el de la West-Eastern Divan Orchestra por Daniel Barenboim.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es