24 de enero de 2021, 18:43:56
Mundo

PODRÍA ALCANZAR LA CATEGORÍA 4


Tensión en el Caribe ante la inminente llegada de otro huracán: María

EL IMPARCIAL/Efe

Atravesará algunas de las islas devastadas por Irma, que hacen frente a un nuevo ciclón.


La temporada de huracanes parece no dar tregua a las islas del Caribe. Sin casi tiempo para recuperarse del paso de ciclones como Harvey, Irma y José, los archipiélagos subtropicales se preparan ahora para la llegada de un nuevo ciclón, María, que alcanza la categoría 2, aunque se espera que su potencia aumente.

Las islas de Guadalupe, Dominica, San Cristóbal y Nieves y Montserrat se encuentran ya bajo advertencia, mientras que en Martinica, una pequeña ínsula con estatus de departamento de ultramar francés, las autoridades han impuesto la alerta roja, que supone el desalojo de las zonas próximas al mar.

Los primeros efectos de los anillos exteriores de María se esperan para esta misma noche con vientos propios de tormenta tropical.

Las islas que mayor embate recibirán serán las Islas Vírgenes británicas este martes y miércoles, que ya sufrieron hace dos semanas los azotes de Irma y que dejó algunos de sus territorios devastados.

Sin embargo, a diferencia de lo que sucedió con Irma, que fue perdiendo intensidad a medida que avanzaba hacia el oeste, María está adquiriendo cada vez más fuerza y es posible que alcance la categoría 4, lo que implicaría vientos de hasta 249 km/h y oleaje de casi seis metros.

Representación artística que muestra la posible trayectoria de la tormenta tropical María en el Océano Atlántico, a 18 de septiembre de 2017. Se espera que María aumente a categoría 3 o 4 a su paso por Puerto Rico y las Islas Vírgenes de los Estados Unidos. CNH

"Más devastador que Irma"

En Puerto Rico, también se ha declarado el estado de emergencia ante la inminente llegada de María. En una conferencia de prensa, el gobernador Ricardo Rosselló, informó de que el ciclón, ahora de categoría 2, podría pasar por Puerto Rico el miércoles con intensidad 3 o 4.

"Todo Puerto Rico va a sentir condiciones huracanadas", dijo Rosselló, quien subrayó que sus efectos "serán peor que George (septiembre de 1998) y Hugo (septiembre de 1989), si azota como proyecta", y podría ser "más devastoador que Irma".

Tras señalar que se ha ordenado el desalojo de las partes bajas próximas al mar, advirtió de que los vientos se esperan de hasta 225 kilómetros a la hora.

Predijo que, tras el paso del huracán, "aquí no va a haber luz", tal y como se vivió con el ciclón Irma, que sumió el país en la oscuridad ya que éste tiene una infraestructura eléctrica debilitada desde hace muchos años.

Ahora mismo las labores se centran en la preparación para tratar de reducir los daños, como destacó el director de la Autoridad de Energía Eléctrica, Ricardo Ramos, quien agregó que se han rellenado los tanques de combustible para los generadores de la red.

María se moverá con lentitud. Azotará la isla entre el miércoles y el jueves. Se espera que las lluvias y los vientos huracanados duren de 12 a 24 horas durante el paso del huracán.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es