20 de septiembre de 2019, 15:56:21
Sociedad

63 HERIDOS


Al menos 36 fallecidos en los incendios de Portugal

Efe

Desde este domingo se han declarado más de 500 fuegos.


Al menos 36 personas han fallecido en los incendios registrados desde el domingo en el norte y el centro de Portugal, según los últimos datos difundidos hoy por la Autoridad Nacional de Protección Civil (ANPC).

A este balance, aún provisional, se suman 63 heridos, 16 de ellos graves, y 7 desaparecidos, dijo la portavoz de la ANPC, Patrícia Gaspar, en una rueda de prensa en la que dio a conocer las últimas informaciones sobre la nueva oleada de fuegos que azotan Portugal.

En estos momentos continúan activos 47 incendios en el país, de los que 26 están considerados de "importancia elevada", indicó Gaspar.

Más de 4.127 bomberos combaten a esta hora las llamas apoyados por 1.289 vehículos terrestres y más de 200 militares, que se esfuerzan en proteger varias aldeas aún en riesgo.

La situación más complicada se vive en el municipio de Lousã, en el distrito de Coimbra, aunque también preocupa la evolución de las llamas en las localidades de Alcobaça, en el distrito de Leiria, y Vale de Cambra, en Aveiro.

Las autoridades lusas mantienen hasta el final del día la alerta roja por riesgo de incendio en todo el país, momento en el que, según las previsiones meteorológicas, se espera un mayor descenso de las temperaturas que podrían facilitar el control de los fuegos. Esta nueva oleada de incendios llega tan solo cuatro meses después de la tragedia que afectó al término municipal de Pedrógão Grande (en el centro del país), donde el fuego provocó la muerte de 64 personas y heridas a más de 250.

El presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, ha reafirmado la "urgencia de actuar" para estabilizar la nueva oleada de incendios que asolan el centro y norte del país.

Rebelo de Sousa, que ha cancelado los actos previstos en su agenda de esta semana para acompañar la situación, se remitió al mensaje que lanzó el pasado sábado, en vísperas de la tragedia, en el que apelaba a "un cambio de punto de vista" que se traduzca "en actos, y no palabras".

En una declaración difundida por la presidencia de la República, el jefe del Estado ha expresado su deseo de una rápida estabilización de los incendios que siguen activos y anuncia que posteriormente se dirigirá al país y visitará las zonas más afectadas.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es