22 de septiembre de 2021, 16:36:34
Mundo

MÁS PROVOCACIONES DESDE EEUU


Preocupación internacional por la decisión de Trump

EL IMPARCIAL/Efe

Reuniones de emergencia y llamamientos a la negociación.


La comunidad internacional ha expresado su preocupación por el cambio de 'statu quo' de Jerusalén, que ha anunciado el presidente de EEUU, Donald Trump, sobre el reconocimiento de la ciudad santa como capital de Israel y el traslado hasta allí de la embajada estadounidense.

El Papa Francisco expresó su preocupación y pidió que se respete el estatus actual de Jerusalén. "Mi pensamiento va a Jerusalén. No puedo callar mi profunda preocupación por la situación que se ha creado en los últimos días", expresó Francisco en el aula Pablo VI del Vaticano, en una declaración en la que no citó directamente el anuncio del presidente estadounidense. Francisco también hizo un llamamiento para "se realicen todos los esfuerzos para respetar el 'status quo' de la ciudad, conforme a las pertinentes resoluciones de la Organización de las Naciones Unidas".

El pontífice agregó que "Jerusalén es una ciudad única, sagrada para los hebreos, cristianos y musulmanes, que venera los lugares santos de las respectivas religiones y tiene una vocación especial para la paz". Por ello, rogó al Señor "para que esta identidad sea preservada y reforzada para todo el beneficio de Tierra Santa, de Oriente Medio y del mundo entero y que prevalezca la prudencia y evitar que se añadan nuevos elementos de tensión en un panorama mundial ya marcado por tantos y crueles conflictos".

Aunque Israel considera a Jerusalén su capital, la soberanía del país sobre la parte oriental de la ciudad (Jerusalén Este) no está reconocida por gran parte de la comunidad internacional, y los palestinos quieren establecer allí la sede de su futuro estado.

Jordania, a petición de Palestina, solicitó la convocatoria de una reunión de emergencia de la Liga Árabe para el sábado apenas horas después de que Trump comunicara ayer la intención de trasladar de Tel Aviv a Jerusalén la embajada estadounidense.

Mientras, el Gobierno de Turquía también ha convocado para el próximo miércoles en Estambul una cumbre de la Organización de la Cooperación Islámica (OCI) e invitado a la administración Trump a retroceder de inmediato en "este inmenso error, que eliminaría el ahora frágil proceso de paz en Oriente Medio". El presidente turco, Recep Tayyip Erdogán, ha advertido además de que su país considera romper sus relaciones diplomáticas con Israel.

El Kremlin estimó "prematuro" hablar de las consecuencias del posible traslado, aunque mostró su preocupación. También el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, aseguró que los miembros de la Alianza respaldan una solución "pacífica" y "negociada", y añadió que Trump no ha pronunciado aún su discurso, por lo que "es un poco pronto para comentarlo".

El Gobierno sirio opinó que la "opción de la resistencia" es la mejor para defender los intereses de la nación musulmana y de los palestinos y "para poner fin a la normalización gratuita (de las relaciones con Israel) por parte de algunos regímenes árabes".

Por su parte, el ministro español de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, escribió en Twitter que alterar el estatuto de la ciudad de Jerusalén es una cuestión "extremadamente sensible" que debe ser resuelta mediante "negociación".

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es