20 de agosto de 2019, 7:20:35
Sociedad

SEGURIDAD


Madrid se blinda por Navidad: aforo limitado y restricciones en fechas señaladas

EL IMPARCIAL


La amenaza terrorista obliga a extremar las medidas de seguridad en fechas tan señaladas como la Navidad. El Ayuntamiento de Madrid ha sumado a las precauciones de años anteriores -la prohibición de camiones y la colocación de maceteros- el uso de cámaras de tráfico, la reducción del aforo en la Puerta del Sol y la restricción a la circulación de furgonetas.

Madrid se blinda ante cualquier riesgo de seguridad y reduce aún más el aforo permitido en la Puerta de Sol los días 30 y 31 de diciembre. De las 25.000 personas que entraron el año pasado, sólo se autorizará el acceso a 20.000, es decir, dos por metro cuadrado. La Policía desalojará la plaza alrededor de las 21.00 horas, momento en el que se cerrarán los accesos a Sol desde el metro y Cercanías.

Todas las entradas y salidas estarán señalizadas con cartelería para facilitar la evacuación en caso de necesidad. Y, al igual que el año pasado, habrá megafonía controlada por la Policía Nacional para emitir mensajes precisos en el caso de que sea necesario.

Igualmente, habrá registros en las distintas vías de acceso a la plaza como son las calles Mayor, Arenal, Alcalá y Carrera de San Jerónimo mientras que el resto -Preciados, Carmen, Montera y Carretas- funcionarán como vías de evacuación. En estos controles la Policía intervendrá aquellos objetos que puedan generar riesgos para la seguridad ciudadana, como petardos, bengalas, envases de vidrio y objetos contundentes como palos y banderas.

Como novedad, se dispondrá de un helicóptero como refuerzo que mandará imágenes en tiempo real de la situación de la zona. Por otro lado, con el fin de hacer un seguimiento del evento y para coordinar las acciones operativas, el Centro de Coordinación se instalará en el Palacio de Cibeles y habrá un punto de observación en la sede del Gobierno de la Comunidad de Madrid.

En la San Silvestre Vallecana los corredores que lleven mochilas tendrán que dejarlas en la línea de salida; podrán recogerlas en un punto habilitado para ello cuando lleguen a la meta y habrá guías caninos para controlarlas.

En cuanto al dispositivo que se empleará para las cabalgatas de Reyes, se prohibirá la circulación a todos los vehículos por el perímetro marcado -excepto turismos, vehículos de menos de cuatro ruedas y otros contemplados como vehículos especiales-.

A estos dispositivos se suman los elementos pasivos de seguridad como maceteros y bolardos instalados en calles de gran afluencia de peatones, y, en general, habrá una presencia policial más activa en las calles con un incremento de patrullas.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es