20 de enero de 2020, 8:07:59
Deportes

JORNADA 2


Europeo de balonmano. España tumba a la difícil Hungría y pasa de ronda | 25-27

EL IMPARCIAL

El oficio de la selección nacional bastó paragestionar la ventaja al final de duelo.


Necesitaba España un test verdadero para caibrar su estatus dentro del Europeo de Croacia de balonmano. El debut fue un masaje y complicaba la extracción de conclusiones. Por eso, el duelo de este lunes ante Hungría, un rival de entidad, se asemajaba bastante al examen que anhelaba el seleccionador Jordi Ribera. En consecuencia, los jugadores nacionales salieron a la pista concentrados, pero sufrieron al lesionarse Gedeón Guardiola. Con ello, la fluidez atacante se vio mermada.

Le costaría a los ganadores finales implementar la idea de dar velocidad a sus ataques y, sobre todo, de correr. La circulaciones eran densas y facilitaban la labor de un bloque centroeuropeo bien plantado. Pero la zaga salvó los muebles, impidiendo a los húngaros labrar una ventaja considerable. La imprecisiones del oponente fueron agilizando el juego español para mandar en el electrónico. Y es que sólo el lateral Iman Jamali representaba un peligro claro.

Los magiares sufrirían cuando el sistema de Ribera alcanzó a acelerar. La presencia de Adriá Figueras, pívot más móvil que Aguinagalde, haría carburar la estudiada celeridad en los desplazamientos. Por ahí avanzaría y crecería el desmpeño nacional. El propio Figueras anotaría tres goles para colocar a los suyos con un 5-7 que anunciaba un principio de escapada. Pero Zsolt Balogh y la competitividad de la zaga húngara cortarían la dinámica, empatando a siete.

Al intermedio se irían los jugadores tras haber intercambiado parciales favorables y remontadas, sin que ninguno de los escuadrones mandara con nitidez en las sensaciones ni en el resultado. España llegaría a ganar por 7-10 a ocho minutos del descanso pero el camino hacia los vestuarios se efecturó con tablas. El 12-12 reflejaba lo apretado del envite. Los errores decidirían quién iba a ser el ganador. Una acción sobresaliente entre Balaguer y Alex Dujshebaev (colgada de seda) adelantaría a los nacionales en el comienzo del segundo acto, avisando de lo venidero.

La mayor calidad española encontraría en el cambio a defensa 5-1 a su pilar sobre el que evolucionar. Los laterales magiares serían neutralizados, en lo que representa su principal arma, y sus imprecisiones volverían a multiplicarse. Sin embargo, el mal rendimiento en el tino en los lanzamientos latraba a la selección. Los 'Hispanos' volverían a comprobar cómo el marcador se empataba (a 17) por mor de la lucha húngara ty, en este caso, de Bence Banhidi.

Pero la incertidumbre reinante se despejaría en el tramo final. La veteranía de los españoles y su oficio dictarían el tipo de duelo en el intervalo postrero, de manera que aprovecharon sus ventajas numéricas para adelantarse 20-22. Aunque ese parcial de inflexión llegó con la exclusión de Joan Cañellas. A partir de ahí, la gestión de la ventaja de los entrenados por Ribera resultaría efectiva y la victoria por 25-27 se cerraría con una diana de Ferrán Solé. Así, el trabajado triunfo supo a catarsis y se concretó con la clasificación para la siguiente fase del torneo, ahorrándose el tener que jugársela ante Dinamarca, una de las favoritas.


- Ficha técnica:

25 - Hungría: Mikler; Lekai (4, 3p), Ancsin (-), Ligetvari (-), Schuch (-), Jamali (2) y Juhasz (1) -equipo inicial- Borbely (ps), Csaszar (1p), Balogh (5), Vilovski (1), Hornyak (-), Banhidi (6), Szollosi (1), Bartok (2) y Bodo (2)

27 - España: Corrales; Balaguer (1), Gurbindo (3), Raúl Entrerríos (-), Cañellas (-), Valero Rivera (4, 2p) y Aginagalde (-) -equipo inicial- Pérez de Vargas (1), Solé (2), Alex Dujshebaev (4), Sarmiento (3), Dani Dujshebaev (-), Morros (-), Ariño (4), Gedeón Guardiola (-) y Figueras (5)

Árbitros: Din y Dinu (ROU). Excluyeron por dos minutos a Jamali, Ancsin, Lekai, Bodo y Ligetvari por Hungría; y a Raúl Entrerríos y Cañellas por España.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la segunda jornada del grupo D del Europeo de Croacia 2018 disputado en el Varazdin Arena ante unos 4.500 espectadores.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es