24 de julio de 2019, 7:03:20
Sociedad

INMIGRACIÓN


Marruecos permite una avalancha de pateras hacia España

EL IMPARCIAL

Valencia recibirá a los migrantes del Aquarius con 2.300 efectivos.


Casi mil inmigrantes han sido rescatados entre el viernes y este sábado en las costas que lindan con Marruecos. Así de contundente resuena la relación de intervenciones a 69 pateras localizadas y auxiliadas en estas 48 horas de fin de semana, según han relatado (y casi denunciado) fuentes de Salvamento Marítimo y de la Guardia Civil. La situación está viviendo un repunte que está exigiendo a las autoridades el máximo de su capacidad.

En total son 986 los rescatados. Y es que en esta jornada sabatina se ha confirmado lo susurrado en el día anterior: iban a ser horas de trabajo ardoroso en las aguas del Estrecho de Gibraltar. Sólo en lo concerniente al viernes, Salvamento Marítimo rescató a 629 personas, la mayor parte de ellas frente a las costas de Cádiz. Y en esa vorágine se encontraron a cuatro hombres fallecidos. Víctimas todos ellos de una crisis humanitaria de la que España está respondiendo como puede.

A estas alturas se calcula que en el mar de Alborán se han rescatado 479 personas, que iban en 59 pateras, mientras que en El Estrecho fueron asistidas otras 507 personas, que viajaban en diez embarcaciones precarias. Una tesitura que los analistas achacan a varios factores. La finalización del Ramadán -el jueves pasado-, la mejoría del clima y la permisividad de las autoridades de Marruecos son algunos de los parámetros decisivos.

Uno de los puntos calientes es el Puerto de Motril. La afluencia de llegadas a ese encuadre ha provocado que la Policía derive a 50 personas que se encontraban en el Centro Temporal de Inmigrantes (CETI) de Motril a ONG sitas en varias localizaciones de la geografía española en las que hay centros de acogida. Y el recorrido también ha de pasar por Tarifa, donde su Ayuntamiento se ha visto obligado a habilitar el pabellón polideportivo de La Marina para acoger a los mifrantes rescatados.

Salvamento Marítimo ha reconocido el reporte de 53 personas auxiliadas de las aguas, con un total de ocho mujeres. Estos inmigrantes viajaban en una embarcación neumática que ha sido detectada en el mar de Alborán -en la mañana de este sábado-. La embarcación Guardamar Calíope fue la encargada de efectuar un rescate que se ha sumado a la realizada a una patera que portaba a 57 personas -12 mujeres y dos niños de corta edad-, cuando navegaban cerca de la costa de Granada.

Pero el goteo es incesante, y las autoridades dependientes de Fomento han podido confirmar que muchas de ellas habían salido el día anterior desde el norte de Marruecos. En ese mismo diagnóstico está encuadrado el rescate de 55 personas de origen subsahariano -7 menores y 7 mujeres-, efectuado por el Servicio marítimo de la Guardia Civil cerca de una playa de Almuñécar (Granada). Al parecer, fue la patrullera la que localizó a la embarcación a dos millas de la costa, cuando atravesaban una situación crítica por la espesa niebla.

Por otro lado, en Aguas del Estrecho de Gibraltar el destacamento de Salvamento Marítimo ha recogido a nueve inmigrantes cuando intentaban alcanzar las costas españolas a bordo de una patera. Este rescate ha acontecido en la maána de este sábado, cuando la embarcación Salvamar Arcturus ha detectado a la patera en la que viajaban siete varones subsaharianos, otro magrebí y una mujer subsahariana. Los inmigrantes rescatados han sido trasladados al puerto de Tarifa y uno de ellos ha sido traslado al Hospital Punta Europa de Algeciras (Cádiz) con un cuadro de hipotermia severa. Y el remolcador María Zambrano rescató esta madrugada a 27 inmigrantes que viajaban en cuatro pateras.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es