19 de agosto de 2019, 18:54:56
Deportes

REAL MADRID


Football Leaks acusa a Ramos de dopaje antes de la 'Duodécima'

EL IMPARCIAL

El club ha desmentido con rotundidad la información publicada por medios internacionales.


Football Leaks, la plataforma de filtraciones futbolísticas que venía de destapar un presunto manejo de la UEFA para tapar el fraude financiero de los Estados árabes que lanzan a PSG y al Manchester City, lanzó este viernes un pretendido bombazo informativo. En este caso el objetivo de la supuesta filtración de documentos es Sergio Ramos. El defensor, ganador de todos los títulos imaginables con el Real Madrid y la selección, victima de una continuada campaña tras la lesión de Salah en la pasada final de la Liga de Campeones, no se había visto en una acusación semejante a la de esta fecha.

La información del grupo de hackers ha recibido el altavoz de su medio de cabecera, el semanario alemán Der Spiegel. En ese texto se ha denunciado que el capitán del gigante madrileño y de la España de Luis Enrique habría cometido dos presuntas irregularidades con respecto a los controles antidopaje que la UEFA viene realizando de forma sostenida a la plantilla del tres veces seguidas campeón de Europa. Dicha insistencia habría descubierto una anomalía, según el relato.

Los documentos obtenidos por el medio germano señalan que Ramos se duchó antes de que se le realizase un control antidoping posterior al duelo ante el Málaga, correspondiente al pasado 15 de abril, infringiendo de este modo la ley española. Y es que la normativa considera que una ducha o un baño pueden interpretarse como "trabas" a la prueba. En cuaquier caso, esta infracción no tuvo ningún tipo de repercusiones para el icono merengue, que pudo seguir compitiendo en plenitud.

Sea com fuere, la Agencia Española Antidopaje (AEPSAD) notificó lo acontecido al club cinco meses después del incidente. Esta circunstancia causó cierta polvareda en la cúpula de Chamartín, pero la misma agencia ha ofrecido su versión a Der Spiegel. Una lectura en la que entiende que "el proceso no ha aportado ningún indicio de que se violase ninguna ley antidopaje". En cambio, esta expresión tendente a zanjar el tema no ha calado y el intento de incendio no ha tardado en expandirse por todo el Viejo Continente.

Que a Ramos se le tiene ganas, sobre todo en las islas británicas y en Alemania -se ha erigido en la 'bestia negra' del todopoderoso Bayern-, es un hecho constatable a lo largo de los años de publicaciones de tipo amarillista que le persiguen. Por eso la acusación difundida por Football Leaks ha funcionado. Según ese testimonio, el central habría jugado la final de la Liga de Campeones de junio de 2017 -Real Madrid contra Juventus, la 'Duodécima'- impulsado por Dexametasona, un potente corticoide del que se habrían encontrado trazas en el organismo del zaguero. Pero esta sustancia no es ilegal, si bien ha de informarse de su uso a las autoridades. Hecho que no se dio.

El equipo médico madridista asumió la "responsabilidad" y explicó que el jugador había recibido en el día previo al partido dos pinchazos de esta sustancia en una rodilla y en un hombro, según narra el semanario germano. Y la UEFA consideró válida la respuesta de los galenos merengues. Lo que no ha gustado a la esfera internacional es que el Real Madrid no haya respondido a las preguntas de Football Leaks. Lo que sí ha hecho la entidad española es emitir un comunicado en el que desmiente todo lo publicado en torno a este asunto.

"Sergio Ramos nunca ha incumplido la normativa de control antidoping", reza el primer punto del texto difundido el club. Y sigue especificando que la "UEFA solicitó información puntual y cerró el asunto referido inmediatamente, como es habitual en estos casos, tras la verificación de los propios expertos de la agencia mundial antidopaje, AMA, y de la propia UEFA". "Sobre el resto del contenido de la mencionada publicación, el club no se pronuncia ante la evidencia de lo insustancial de la misma", sentencia el texto del coloso madridista.

A última hora del día, la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) confirmó la correcta actuación de la UEFA en el control de dopaje realizado a Ramos, tras la final de la Liga de Campeones de 2017. En una carta, el documento del director general de la AMA corroboró a la UEFA que había "actuado de acuerdo a las directrices", después de que en la muestra de Ramos se detectaran trazas de Dexametasona. Dando carpetazo al tema del día.

Por último, la propia UEFA tomó la palabra para rechazar "enérgica y categóricamente las acusaciones infundadas de que ha ocultado resultados positivos de dopaje", ya que "todos los controles de la UEFA se realizan en completa conformidad con el Código de la Agencia Mundial Antidopaje". "La UEFA ha informado tanto a la AMA como a la FIFA de todos los casos requeridos por el código de la AMA y ha proporcionado toda la información detallada con informes de expertos y evidencias durante el tratamiento de dichos casos", se ha defendido un organismo que no ha presentado ningún tipo de apelación al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS). Tampoco lo hizo la AMA.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es