26 de junio de 2019, 22:15:44
Sociedad

TRÁFICO


Temor a que Madrid Central colapse toda la ciudad

EL IMPARCIAL

El polémico plan de Carmena entra en vigor este viernes.


El proyecto de Manuela Carmena para restringir el tráfico en la zona centro de Madrid arranca este viernes con dudas entre los conductores por los accesos y entre la Policía municipal por un dispositivo que no termina de perfilarse ante la inminente llegada de las fiestas navideñas.

Madrid Central ha sido planteado por el Ayuntamiento de Madrid como una iniciativa encaminada a dotar a la almendra central de la capital de una zona de bajas emisiones encaminada a favorecer el tránsito de peatones, bicicletas y transporte público.

Las calles que conforman el perímetro de Madrid Central registran desde primera hora de este viernes un tráfico intenso, como todas las mañanas, pero sin grandes aglomeraciones. La zona más concurrida ha sido el eje conformado por las calles de Alberto Aguilera, Carranza, Sagasta y Génova.

Con más tranquilidad discurría el tráfico en la calle de Princesa, en la plaza de España o en la cuesta de San Vicente, sin que hubiera una presencia policial fuera de lo común en ninguno de estos puntos.

Completan el perímetro de Madrid Central los paseos de Recoletos y del Prado, las rondas de Atocha, Valencia, Toledo y Segovia, la cuesta de la Vega y las calles de Mayor y Bailén (lateral continuación de la cuesta de San Vicente).

Con idea de convertir el distrito Centro "en un pulmón para la ciudad en pleno corazón de Madrid", las restricciones de tráfico afectan al tráfico de paso salvo a residentes, personas con movilidad reducida, servicios de seguridad y emergencias. Asimismo, han sido previstas una serie de excepciones, moratorias y horarios para algunos colectivos por su función o características.

Si bien, el resto de vehículos podrán circular si son 0 emisiones o ECO, y solo podrán acceder para estacionar en aparcamientos de rotación si son C o B.

De acuerdo con el Ayuntamiento de Madrid, el objetivo de Madrid Central no sólo tiene que ver con lograr un aire más limpio, "sino que también supondrá menos ruido y la liberación de espacio público para dar el protagonismo a las personas que viven y visitan el distrito en un entorno más acogedor y saludable".

Este viernes han entrado en vigor las normas de Madrid Central, con aplicación gradual y progresiva y controles manuales de agentes de policía y movilidad, quienes serán los encargados de velar por el cumplimiento de la normativa de restricción de tráfico.

Está previsto que en enero comiencen los dos meses de prueba del sistema informático de gestión de multas de Madrid Central. Durante este tiempo, se enviarán comunicaciones sin multa a las personas que incumplan la normativa. En caso de reiteración, se enviará una segunda carta a los 15 días.

La Plataforma de Afectados por Madrid Central, compuesta por 68 organizaciones representantes de 5.000 empresas y 30.000 trabajadores, ha venido advirtiendo sobre el plan de Carmena para la zona centro de Madrid pues "carece del necesario estudio de impacto sobre la actividad económica en la ciudad" y con el que el Ayuntamiento "sigue sin resolver los problemas de accesibilidad y el riesgo de desabastecimiento".

Además, el plan de Carmena ha despertado recelos entre los madrileños, según un estudio de las compañías de coche compartido Zity y Emov. De acuerdo con una encuesta realizada a 1.000 ciudadanos, cuatro de cada cinco madrileños, un 78,7 por ciento, cree que Madrid Central cambiará su forma de acceder al centro ante la previsión de que se restrinja el acceso de vehículos de combustión privados.

El 48,5 por ciento se moverá en transporte público, el 24,4 por ciento en movilidad compartida, el 18,4 por ciento usará su coche "como pueda", el 5,8 por ciento se pasará al eléctrico y el 2,9 % buscará plaza de garaje. El 90,9 por ciento de los residentes encuestados ha oído hablar de Madrid Central y el 53,1 por ciento tiene claras cuáles son las áreas restringidas; sin embargo, mientras que el 45,7 % conoce los cambios, el 45,2 por ciento "no del todo" y el 9,2 por ciento no tiene "ni idea".

Tanto PP como Ciudadanos han manifestado sus quejas por el plan de Carmena. El presidente regional, Ángel Garrido, ha calificado el proyecto de "auténtica locura" mientras Ciudadanos Madrid ha pedido a la alcaldesa que paralice el proyecto "hasta que se cumplan un mínimo de condiciones para todos".

Restricciones de tráfico por Navidad

Del 23 de noviembre al 7 de enero, el Ayuntamient de Madrid prevé restricciones puntuales específicas si las condiciones de saturación peatonal o congestión del tráfico lo aconsejan en los siguientes emplazamientos:

  1. Gran Vía desde la Plaza de España hasta su confluencia con la Calle Alcalá.
  2. Calle Atocha desde la Glorieta de Carlos V hasta la Plaza de la Provincia.
  3. Calle Mayor en ambos sentidos desde Bailén a Puerta del Sol.
  4. Calle Segovia entre Ronda de Segovia y Puerta Cerrada.
  5. Viales perimetrales de Madrid Central.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es