21 de septiembre de 2019, 0:24:05
Nacional

DESAFÍO SECESIONISTA


El PDeCAT ahora afirma que no apoyará los Presupuestos de Sánchez

EL IMPARCIAL

La vicepresidenta retrata la división interna en el partido secesionista.


Que el PDeCAT tiene tantas divisiones internas como el bloque secesionista en su conjunto es un hecho que se ha venido remarcando a lo largo y ancho del proceso de independencia lanzado por Arturo Mas, Carles Puigdemont y, ahora, Quim Torra. La opinión de aquellos que reclaman la importancia de la necesidad de diálogo con el Estado español y una voluntad de consenso choca de tanto en tanto con el ala rupturista, ese que no concibe más que la proclamación inmediata de la república catalana.

Esta divergencia de criterios, de carácter intestino, ha sido remarcada este domingo por dos representantes destacados de la formación surgida de la puesta a punto del intento soberanista tras la explosión de CiU. Los protagonistas del enéstimo capítulo de la mencionada fricción han sido esta vez la vicepresidenta del PDeCAT y diputada en el Congreso, Míriam Nogueras, y el secretario de organización del PDeCAT y también diputado en el Congreso, Ferran Bel.

El problema, que ha obligado a la cúpula a salir a apagar el incendio endógeno causado en esta fecha, se ha originado después de que Bel se mostrara abierto a no bloquear el inicio de la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado, para así "dar más tiempo" a una negociación con la idea de trabajar por alcanzar una "solución política" para Cataluña. Estas manifestaciones, concedidas a medios de comunicación en la mañana, han regado de incomodidad a la formación secesionista.

Y es que Bel, en su argumentación, subrayó la trascendencia de la reunión que mantuvieron el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el de la Generalidad, Quim Torra, el pasado 20 de diciembre en Barcelona. Entonces, según su criterio, se trató de encauzar el bloqueo que ha germinado entre la Administración nacional y la autonómica. Pero los directivos del partido se han retorcido hasta forzar un desmentido con mayúsculas -literalmente- que ha llegado en la tarde de este domingo.

La vicepresidenta del PDeCAT, una de las voces del sector menos contemporizador con Moncloa, ha enfatizado en sus redes sociales que "por un 95 % el consejo nacional" del partido, la formación se pronunció a favor de "votar NO a los Presupuestos" del PSOE. "El NO a los Presupuestos es firme. Nuestro NO a su tramitación, también", ha hecho hincapié en una publicación que ha cercenado la voz del otro sector, marcando claramente la relación de fuerzas. .

La postura relativa a la tramitación del proyecto presupuestario del Gobierno central ha alzado la tensión entre los dos polos que conviven. Y los pragmáticos -entre ellos Bel y el propio portavoz del partido en el Congreso, Carles Campuzano-, que contemplan permitir que los Presupuestos superen la votación de las enmiendas a la totalidad de PP y Ciudadanos por mor de dar tiempo a la negociación entre las partes han perdido la partida con respecto a los que niegan validez a cualquier nexo con el PSOE.

Desde el PDeCAT se ha aclarado ante las palabras de Nogueras en Twitter que en la reunión del mencionado consejo nacional se introdujo un matiz. Se inscribió el planteamiento de que el voto a los Presupuestos sería un "no" siempre y cuando no suponga medidas "beneficiosas para los catalanes". Este hecho deja abierta la puerta a las batallas internas de un proyecto que sigue abocado a una senda que, en la práctica, desemboca en frustración. Pues su horizonte sigue igual de inalcanzable que cuando arrancaron la aventura secesionista.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es