22 de octubre de 2019, 11:26:25
Nacional

DESAFÍO SECESIONISTA


Guerra, contra el relator de Sánchez: "España no es Burkina Faso"

EL IMPARCIAL

Es el último de los históricos socialistas que ha criticado la decisión del Gobierno.


Alfonso Guerra tiene claro que la propuesta de crear la figura de un relator con el fin de ejercer como mediador entre Moncloa y el Govern es un error. Así lo ha dejado claro este miércoles, en la presentación de su libro "La España en la que creo", que ha tenido lugar en el Congreso. El exvicepresidente del Gobierno ha avanzado que ha escrito esa obra "en defensa de la Constitución", en un contexto en el que cree que, frente a la "panoplia de zapadores" de la Carta Magna, los defensores de la democracia "se encuentran amilanados, asustados e incapaces" de defenderla.

Ha proclamado que "nunca, nunca necesitamos un relator". Y ha sostenido que considera que aprobar unos presupuestos generales para el Estado "es vital" para un país, pero "mantener la dignidad" de una nación "es una prioridad". En este sentido, el icono socialista ha afeado que se justifique la figura de un relator argumentando que es "solo una persona que tome nota de lo que se dice" en una negociación ya dicha labor bien puede realizarla "una grabadora" o "un funcionario".

Apuesta por una lista electoral de bloques constitucionalistas para las elecciones catalanas


Guerra también ha tenido espacio para comentar las 21 condiciones que entregó el presidente de Cataluña, Quim Torra, a Pedro Sánchez. Ha tildado a esa lista como "el último esperpento", "un obsceno chantaje" con el que quienes quieren imponer la autodeterminación exigen "inmunidad", y por tanto, no aplicar la Constitución para cometer "fechorías". Y, de inmediato, ha hecho hincapié en que "esa abominable lista de cosas" que pide Torra "no merece más que la burla".

En su opinión, la petición de Torra de que el Gobierno "frene el deterioro" de la imagen de España en el mundo con el desafío secesionista es un "circo trágico", ya que ha explicado que ha sido el propio dirigente catalán el que ha tratado de "incendiar la democracia". Esa tesitura, ha apostillado, "escapa" de la política para entrar en el terreno del "psicoanálisis". Es por ello que ha llamado a la responsabilidad de los partidos "constitucionales y demócratas" para que accionen frente a las formaciones partidos populistas y nacionalistas que recuerdan a los años 30. Deben hacerlo, ha dicho, "antes de que sea demasiado tarde".

En su análisis, el que fuera dirigente destacado en el Ejecutivo de Felipe Gonzáles ha desgranado que contempla la crisis, la corrupción o la precariedad laboral como los ingredientes que han provocado que muchos ciudadanos se hayan sentido "atraídos" con propuestas "simplistas y demagógicas" con las que creen que encontrarán "una solución a sus problemas". Y ha expuesto sobre las críticas a la Carta Magna que los partidos "tienen derecho a expresarlas", pero que no por ello "llevan razón", ya que la reforma más imporante de la Constitución es la de "impedir la inmersión lingüística" en Cataluña. Es un "pilar absoluto de la estrategia soberanista", ha subrayado.

Finalmente, el exvicepresidente del Gobierno ha efectuado una defensa a ultranza de los valores de la Carta Magna -democracia, igualdad, solidaridad o convivencia, ha enumerado-, no tanto de su texto, frente a los partidos de extrema derecha o populistas, llamando a las formaciones de izquierda "a desprenderse del síndrome del franquismo". Y en ese acto ha comparecido, también, la presidenta del Congreso, Ana Pastor, quien ha destacado la aportación del libro de Guerra "en tiempos cargados de aproximaciones apriorísticas" y "gestos líquidos" que "pronto" se convertirán en lo "gaseoso".

Y también ha tomado la palabra, antes del arrannque de la presentación, el expresidente de Extremadura Juan Carlos Rodríguez Ibarra. Se ha referido también a la incorporación de esa figura del relator, cuestión sobre la que, con ironía, ha dicho lo siguiente: "Si cuando era presidente de Extremadura, me dicen que tiene que haber un relator para la negociación de los partidos, les mando al carajo". Y ha instado a los partidos contitucionalistas a formar un bloque en los próximos comicios catalanes para ganar al secesionismo.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es