16 de junio de 2021, 20:13:38
Sociedad

a su salida


La Guardia Civil considera excesiva la protección que recibió De Juana



En un comunicado, la organización aseguró que muchas de las patrullas de las zonas próximas al centro penitenciario fueron a realizar ese servicio extraordinario, con lo que, a su juicio, se vio mermado el servicio al resto de la ciudadanía, especialmente en la comarca de La Sagra (Toledo).

"Un ciudadano tras cumplir su condena de ningún modo puede tener mayor privilegio que el resto de los españoles, en especial cuando esa misma sociedad ha sufrido el azote de este hombre que, pese a haber cumplido su condena, despierta recelos entre la ciudadanía y nuestros compañeros, ya que en ningún momento ha mostrado arrepentimiento sobre los hechos que le llevaron a prisión con una condena próxima a los tres mil años", censuró la Unión.

En este sentido, defendió que De Juana, una vez liberado y reintegrado a la vida ciudadana, no debería haber tenido una protección "excesiva", que genera recelos entre los miembros del Cuerpo, dado que los guardias civiles han sido sus "principales víctimas".

Según apuntó, la Administración debería haber adoptado las mismas medidas que se aplican a cualquier recluso que abandona un centro penitenciario tras cumplir su condena.

"No debemos olvidar que servimos a la totalidad de la sociedad y no a personajes que, por su pertenencia aún a determinadas organizaciones, despierten una alarma social y por ello se crea desde la Administración que es necesario una protección tácita para algunos y demasiado clara para cuantos miembros de prensa y especialmente los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado observaron esta circunstancia", concluyó.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es