16 de diciembre de 2019, 9:40:10
Sociedad

192 CASOS


La carne mechada contaminada se vendió como marca blanca

EL IMPARCIAL/Efe


Una "pequeña cantidad de carne" de la empresa Magrudis que había sido comercializada como marca blanca se ha inmovilizado "de manera cautelar", han informado este viernes el Ayuntamiento de Sevilla y la Junta de Andalucía. La partida fue distribuida por la empresa Martínez León, de la localidad sevillana de Brenes, que ahora se analizará para comprobar si está contaminada, han explicado en una rueda de prensa el delegado de Salud del Consistorio de Sevilla, Juan Manuel Flores, y el subdirector general de Protección de la Salud de la Junta, Jesús Peinado.

Flores ha indicado, asimismo, que los análisis "preliminares" realizados a todos los productos de Magrudis, de Sevilla, donde se originó el brote de listeriosis, han dado positivo a esta bacteria en las especialidades de lomo al jerez y lomo a la pimienta. Los análisis se realizaron el 20 de agosto y aún no son definitivos. Flores y Peinado han informado también de que se ha inmovilizado "de manera cautelar" una "pequeña cantidad" de carne de Magrudis que se había comercializado como marca blanca por la empresa Martínez León.

Los servicios municipales fueron informados el 21 de agosto de que un comercio de Brenes podría estar vendiendo carne contaminada. Funcionarios municipales comprobaron que la empresa Martínez León estaba cerrada por vacaciones, aunque lograron contactar con algunos de sus responsables, quienes han ayudado a que los inspectores hayan podido entrar esta mañana en las dependencias e inmovilizar una "escasa" partida de carne de la firma Magrudis que se comercializaba como marca blanca.

También se ha identificado a los clientes que podrían haber recibido esta carne, para que la retiren de la venta. "Se trata de unas medidas cautelares, al ser una carne distribuida por Magrudis, porque no tenemos confirmado que la carne esté contaminada", ha recalcado Flores.

Respecto a las partidas de carne mechada "La Mechá", Peinado ha destacado que se ha identificado a todos los clientes que la compraron, por lo que, en su opinión, ya no debe de haber consumo, porque "no debe de estar en el mercado y si lo está, será en sitios muy excepcionales". Inspectores de la Junta de Andalucía y del Ayuntamiento de Sevilla están realizado "una verificación personal de que la mercancía se ha retirado", ha añadido.

Comparecencia de Carcedo

Los grupos parlamentarios de PP y Ciudadanos han pedido ya a la ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, que comparezca en el Congreso para explicar qué se ha hecho para controlar el brote de intoxicación alimentaria por listeria. El grupo de Unidas Podemos también ha registrado una solicitud en el mismo sentido.

Las comunidades han notificado hasta ahora 186 casos confirmados, aunque la mayoría de ellos se registran en Andalucía por el brote de listeriosis originado por la carne mechada de la marca La Mechá, que se contaminó en la fabrica de la empresa. Además, Sanidad ha recibido otras notificaciones por parte de Madrid y Cataluña, pero en el informe del Ccaes no se especifica si se trata de casos confirmados o en investigación.

Este jueves, Sanidad ha notificado que recomienda no consumir otros productos fabricados por la misma empresa, zona cero de la infección, tal y como ha explicado Carcedo.

Los resultados preliminares del informe encargado por la empresa sevillana apuntan a que uno de los focos de la contaminación se encontraba en dos mechadoras, utensilios que se utilizan para mechar la carne. Como el periodo de incubación de la enfermedad es largo y la distribución del producto es amplia no se puede descartar la aparición de nuevos casos en los próximos días, incluso en personas residentes en otras regiones o países, que hayan podido consumir la carne mechada durante su estancia en las áreas de distribución.

Dado que los casos van en aumento, España ha informado a la Comisión Europea (CE) de que la carne que ha causado el brote solo se vendió en el territorio nacional y de que ya se han adoptado las "medidas necesarias" en este tipo de casos.

En los últimos años, se ha registrado en España un promedio de 25 muertes al año por listeria, según fuentes de Sanidad. En 2017 hubo 2.480 casos de listeriosis en humanos en la Unión Europea, con 227 muertes en 16 estados miembros.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es