4 de junio de 2020, 4:13:52
Comunicación

LAS PORTADAS DEL DÍA


La intelectualidad se ensaña con Corbyn y su 'paleosocialismo'

EL IMPARCIAL


Sánchez recibió este lunes a Pablo Casado e Inés Arrimadas. La prensa se decide por una foto en la que el presidente en funciones mira a los fotógrafos y el líder del PP le mira a él. El Mundo: “Sánchez desdeña las ofertas de PP y Cs y se la juega con ERC”, al tiempo que “Podemos pacta los Presupuestos de Cataluña con los separatistas”.

En La Razón, donde aseguran que “El TJUE no se pronunciará sobre la libertad de Junqueras”, consideran que no hay esperanza de un pacto sin ERC y titulan sobre lo ayer ocurrido que “Sánchez entierra la vía constitucional”.

El País, que titula que Guardiola se cruzará con el Real Madrid, con el ex entrenador del Barça como sujeto y el equipo blanco como objeto, lo ve desde otro punto de vista. Dice que “Casado sostiene que apoyar a Sánchez sería el ‘suicidio’ del PP”. Por tanto, “El PSOE insiste en negociar la abstención de ERC como única vía para evitar las terceras elecciones”. ¿Queda claro?

En ABC opinan que quien lo “tiene claro” es Sánchez: “Nada con el PP, todo con ERC”. Afirma que “36 días después, recibe a Casado en el Congreso para comunicarle su chantaje: abstención del PP y apoyo de Cs a cambio de nada si no quieren que siga adelante con los secesionistas”.

Y, dos por uno, reflexiones en los diarios de papel sobre el Brexit. Jorge Marirrodriga, en las páginas de El País: “Johnson ha sabido aglutinar en torno a su persona y a su proyecto a un gran número de compatriotas de muy diferente sustrato e ideología. Y parte de su victoria se debe al populismo, sí, pero al practicado por su rival laborista, que ha conseguido echar en brazos conservadores a miles de votantes leales al laborismo hasta el jueves pasado espantados por las propuestas radicales de Jeremy Corbyn”.

Víctor Lapuente, en las mismas páginas: “Es el mayor haraquiri económico de nuestro tiempo, el Brexit abrazado sistemática y fervorosamente por los electores británicos desde 2016. Según las encuestas, cuatro de cada diez partidarios del Brexit consideraban que perder su puesto de trabajo (o el de familiares cercanos) sería un “precio razonable a pagar” por salir de la UE”.

Felix de Azúa, para completar la troika: “El desatino de Corbyn ha sido creer que un país donde aún quedan restos de una excelente enseñanza univeristaria y en el que la población puede ver por televisión reportajes muy bien documentados sobre el desastre de los Estados comunistas iba a tragar con su programa de paleosocialismo reaccionario”

En El Mundo, Arcadi Espada se pone zweigiano y habla de “Nuestro mundo de ayer”, el de una generación que no conocía la derrota -la Transición, la caída del Muro y el Tratado de Maastrich…- hasta el Brexit. “La primera consecuencia local, ya visible en los propios resultados electorales, es que el nacionalismo inglés ha reforzado gravemente al escocés”. Dice que “lo sustancial es la quiebra del orden europeo que empezó a fraguarse en la inmediata posguerra y que tenía al nacionalismo como enemigo”. Con Cataluña, como siempre ocurre con Espada, en la pupila.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es