21 de septiembre de 2021, 16:23:30
Gente y tendencias

DETTO FATTO


Polémica en Italia por un tutorial sexista de la RAI sobre cómo hacer la compra de forma sensual

Efe


Un tutorial emitido en la televisión pública italiana RAI para ilustrar a las mujeres sobre cómo hacer la compra de una forma sensual fue hoy objeto de críticas por fomentar los estereotipos y ser contrario al servicio público que debe ofrecer el ente.

El programa "Detto Fatto" del segundo canal de la RAI dedicó ayer su edición, entre otras cosas, a enseñar a usar zapatos de tacón y una de las invitadas fue la bailarina Emily Angelillo, quien defendió este tipo de calzado como una forma de ganar autoestima.

Siempre en tono jocoso, animó a usar los tacones en el día a día, también en las situaciones más informales, como por ejemplo ir al supermercado para hacer la compra.

La bailarina, con pantalones cortos de cuero negro y zapatos de tacón, enseñó cómo empujar el carrito de la compra caminando de tal modo que "los pasillos se conviertan en un escenario".

Entre otras cosas mostró después cómo alcanzar los productos colocados en la parte más alta de las estanterías sin estirarse de manera "vulgar" y recomendó levantar una pierna doblando la rodilla si se quiere "dar un toque un poquito más intrigante" a esta acción.

El espacio recibió numerosas críticas por emitirse en la televisión pública y porque, más allá de que pretendiera ser un mero e irónico entretenimiento, contribuye a fomentar los estereotipos de la mujer.

El secretario del Sindicato de Periodistas de la RAI (USIGRAI), Vittorio Di Trapani, lo calificó de "innoble". "¿Quienes piensan y realizan este tipo de programas ha leído alguna vez el convenio de servicio (del ente público)? Les ayudo: La RAI debe usar un lenguaje e imágenes respetuosas, no discriminatorias y sin estereotipos hacia las mujeres", tuiteó.

El director de RAI2, Ludovico Di Meo, ha pedido disculpas a los telespectadores por este "gravísimo error" que "ciertamente no fue intencionado", aunque subrayó el afán "irónico" de este programa de mero entretenimiento vespertino.

El directivo se comprometió a depurar responsabilidades sobre este emisión para "garantizar que no vuelva a ocurrir en el futuro", según los medios locales.

El subsecretario de la presidencia del Gobierno y delegado para las cuestiones editoriales, Andrea Martella, lamentó los hechos y dijo que "quizá haría falta un tutorial, no sobre cómo hacer la compra, sino sobre cómo hacer servicio público sin echar por tierra el valor y la historia de la RAI".

Desde la Conferencia de Mujeres del Partido Demócrata (PD, en el Gobierno), su portavoz, Cecilia D'Elia, criticó que más allá de que la intención fuera irónica lo que se vio en la pantalla fue "una imagen estereotipada de la mujer indigna del servicio público", especialmente "grave" al emitirse en la víspera del Día Internacional contra la Violencia de Género.

También la portavoz de la conservadora Forza Italia, Mariastella Gelmini, criticó el programa por la misma razón y exigió un debate sobre cómo los medios muestran a la mujer.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es