25 de septiembre de 2021, 8:43:17
Economía

TRABAJO


Calviño coincide con los empresarios y no ve prioritario derogar la reforma laboral

EL IMPARCIAL

Una de las promesas más repetidas tanto por el PSOE como de Podemos y que reclaman también desde hace tiempo CCOO y UGT.


Los empresarios se oponen al desmontaje de la reforma laboral que propone la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, que quiere derogar algunos de los aspectos “más lesivos” de esta norma, aprobada durante el mandato del PP. Las patronales entienden que no es el momento, en plena crisis económica derivada de la pandemia del coronavirus, en un momento de contracción, pendientes de los ERTE y en plena crisis política con cambios en el Gobierno.

Lo mismo opina Nadia Calviño. En una entrevista en Onda Cero este jueves, la ministra de Economía ha pedido a Yolanda Díaz "mirar al futuro" y evitar el "eslogan" para incidir en la "sustancia", al tiempo que aboga por trabajar con los agentes sociales en el resto de reformas que quedan por acometer. "En este momento la prioridad tiene que ser recuperar el empleo perdido durante la pandemia y atajar el desempleo juvenil y eso supone reducir la dualidad que tenemos en el mercado laboral, reducir el número de contratos a tres. Tenemos que aprovechar para que los jóvenes encuentren un trabajo estable en este proceso expansivo que va a tener lugar en España", afirma Calviño.

Derogar la reforma laboral del PP es una de las promesas electorales más repetidas tanto por el PSOE como por Podemos, y que reclaman también desde hace tiempo CCOO y UGT, pero la pandemia ha dejado en suspenso sus planes.

Durante la reunión este miércoles con sindicatos y patronales, un año después de que quedarán suspendidas como consecuencia del estallido de la pandemia, el diálogo ha sido retomado por parte de Trabajo para conseguir “la modernización del mercado laboral”, en palabras de la propia ministra, y tratar la derogación de parte de la norma y otras modificaciones que el Ejecutivo ha enviado a Bruselas en el marco del Plan de Recuperación.

El secretario de Política Sindical de UGT, Gonzalo Pino, apuntaba a la salida de la reunión de la mesa para la modernización del mercado laboral, que duró más de cuatro horas, que las organizaciones empresariales "no quieren hablar de la reforma laboral", pero seguirán negociando y volverán a reunirse antes de la Semana Santa.

Díaz ya avisó a CCOO, UGT, CEOE y Cepyme que “empieza una gran tarea de transformación y de reformas estructurales” con aspectos como la prevalencia del convenio sectorial sobre el de empresa, la ultractividad de los convenios y la subcontratación.

En las propuestas remitidas a Comisión Europea, el Ministerio de Trabajo se plantea generalizar el contrato indefinido, devolver la causalidad a los contratos temporales y simplificar la contratación reordenando las modalidades.

También quiere introducir mecanismos de flexibilidad para las empresas alternativos a la excesiva temporalidad, medidas para acabar con el fraude laboral y penalizar el uso excesivo de contratos de muy corta duración.

Igualmente, el Gobierno quiere revisar las subvenciones y bonificaciones a la contratación temporal y busca crear un modelo permanente de expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) como instrumento de flexibilidad alternativo en momentos de “perturbaciones negativas”, como son las que se han producido durante la pandemia.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es