5 de diciembre de 2020, 15:57:16
Cultura

sustituye a gonzález de amezúa


Bonet Correa, nuevo director de la Real Academia de Bellas Artes



El organista y constructor de órganos González de Amezúa (Madrid, 1921), que ha estado al frente de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando los últimos 18 años, anunció el pasado mes de octubre que había decidido adelantar doce meses la conclusión de su mandato al considerar que era "mejor" dejar paso "a las nuevas generaciones". Su sustituto se ha conocido este lunes: el historiador del arte Antonio Bonet Correa, de 83 años.

El nuevo director, que ha sido director del Museo de Bellas Artes de Sevilla y académico desde 1986, tomará posesión en enero y ejercerá durante tres años. Bonet Correa es un historiador del arte que lleva vinculado a esta institución desde que en 1986 fuera elegido para ocupar el puesto de académico que dejó vacante Enrique Lafuente.

Catedrático emérito de Historia del Arte de la Universidad Complutense de Madrid, Bonet Correa nació en La Coruña en 1925. Estudió Filosofía y Letras en la Universidad de Santiago de Compostela, ampliándolos en el Institut d'Histoire d l'Art, de la Universidad de París y en L'Ecole du Louvre, en la capital francesa.

Director en Sevilla
Entre 1951 y 1957 fue lector en la Sorbona y profesor de Historia del Arte en la Universidad de París. Entre 1968 y 1963 fue profesor en la Universidad de Madrid, pasando en 1964 a titular de la Cátedra de Historia del Arte de la Universidad de Murcia, donde estuvo hasta 1967. Además, entre 1966 y 1967, fue director del Museo de Bellas Artes de Sevilla. En esta ciudad fue, desde 1969, catedrático de Historia del Arte Hispanoamericano.

Con posterioridad, catedrático de Historia General del Arte y de Historia del Arte Hispanoamericano, en la Facultad de Geografía e Historia de la Universidad Complutense de Madrid, y entre 1981 y 1983 fue vicerrector de dicha Universidad.

Presidente de la Asociación de Críticos de Arte de España y presidente de la Feria de Arte Contemporáneo de Madrid (ARCO), en abril de 1986 fue elegido miembro de Real Academia de Bellas Artes de San Fernando para ocupar la plaza que dejó vacante Enrique Lafuente. En diciembre de 1987 leyó su discurso de ingreso, en el que disertó sobre la historia de los cafés.

Bajo su mandato, que se prolongó desde el año 1995 hasta el 2005, se han llevado a cabo dos importantes remodelaciones en el Museo de la Academia de Bellas Artes, la primera de ellas finalizó en febrero de 1997, y la última, que fue inaugurada en noviembre del 2002, supuso la incorporación de 22 salas más.

Tras presentar su renuncia como director del Museo, fue nombrado Académico-Bibliotecario del Archivo-Biblioteca de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando y en el 2007 fue investido Doctor Honoris Causa por la Universidad de Extremadura
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es