24 de septiembre de 2021, 10:44:48
Nacional

palabras de Soraya Sáenz de Santamaría


El PP: "La querella evidencia que nadie puede interpretar la ley a su antojo"


La portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, ha asegurado este miércoles que la admisión a trámite de la querella contra el juez Baltasar Garzón por un presunto delito de prevaricación al investigar las fosas del franquismo demuestra que "nadie" puede interpretar la ley "a su antojo".


En declaraciones en los pasillos de la Cámara Baja, la portavoz popular, Soraya Sáenz de Santamaría, ha indicado que el auto de la Sala de los Penal del Supremo, que imputa al juez Garzón por un delito de prevaricación por la cuasa general contra el franquismo, "refuerza la confianza" de los ciudadanos en el Estado de Derecho y en las instituciones a la hora de "perseguir los delitos cualquiera que sea el que los cometa".

"Lo valoro positivamente porque sobre todo pone de manifiesto que no hay ningún ciudadano, incluido el juez Baltasar Garzón, que esté por encima de la ley -ha enfatizado-. Pone de manifiesto que todos somos responsables de nuestros actos, que todos estamos sometidos a la ley y que nadie puede considerarse intérprete a su antojo de la ley". La portavoz parlamentaria del PP ha insistido en que la admisión a trámite de esta querella "refuerza dos cosas muy claras": la primera, que hay un Estado de Derecho "que nadie puede utilizar a su antojo" y, la segunda, que hay "un principio de responsabilidad de todos, incluidos los jueces, a la hora de hacer esa aplicación".

La desisión del Supremo es "valiente y ejemplificadora"
Según un comunicado del PP, el auto del alto tribunal "refuerza y devuelve la confianza de muchos españoles" en la Justicia y el Poder Judicial, ya que demuestra que no hay inmunidad "para nadie que pretenda utilizar la ley de forma arbitraria". Aunque el PP "respeta, también en este caso", la presunción de inocencia, ha definido la decisión del TS de "valiente y ejemplificadora" y un "avance" en el Estado de Derecho. Ha destacado la "rotundidad" del TS en su decisión, ya que el auto es unánime en la apreciación del carácter "manifiesto y palmariamente injusto" de Garzón en este caso, según los populares.

Manos Limpias acusó a Garzón de prevaricación por declararse competente para investigar las desapariciones de la Guerra Civil y el Franquismo a sabiendas de que no lo era. En su auto de admisión, el TS, "sin valorar ni prejuzgar lo sucedido, entiende que no se dan las condiciones para rechazar la admisión a trámite de esta querella", ya que "lo afirmado" en la misma "no es algo que, ab initio, pueda considerarse ajeno al tipo penal de prevaricación, al menos como hipótesis que no se advierte sea ni absurda ni irracional".

Para los "populares", el principio de responsabilidad de jueces y magistrados "ha sido invocado reiteradamente" frente a Garzón por falta de la "debida imparcialidad". Algo que demuestra, en su opinión, el número de denuncias ante el Consejo General del Poder Judicial, alguna aún pendiente de resolución.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es