19 de enero de 2020, 18:04:50
Motor

renuncia a ocupar el 15% del mercado


A Toyota le entra el vértigo


General Motors ha mantenido su puesto de número uno mundial durante décadas. Pero su apuesta por el tamaño la ha pagado muy cara, hasta caer en la bancarrota. Toyota, que ocupó su puesto, parece temer algo parecido. Renuncia a ocupar el 15 por ciento del mercado y apuesta por la calidad frente a la cantidad.


Fue Fujio Cho, presidente por entonces, quien declaró en 2002 que Toyota buscaba obtener el 15 por ciento del mercado mundial de coches. Un objetivo muy ambicioso, ti tenemos en cuenta no sólo el número sino el tamaño y el poder de los competidores. Piensen en General Motors, Volkswagen, PSA y demás. Entonces, la casa japonesa producía algo más de 1 coche de cada 10, en concreto un 10,7 por ciento.

Eran otros tiempos, claro está. Entonces, la economía sonreía a todos los sectores, el crecimiento parecía asegurado y el tamaño obsesionaba a responsables de empresas de todos los sectores. Entre tanto, la burbuja creada por los bancos centrales, culpables de la actual crisis, estalló, dejando al descubierto un mar de deuda y una inversión excesiva y mal orientada en muchos sectores. La economía tiene que volver a su ser después de tantos excesos, y el ajuste es profundo y doloroso. Los coches son un indicador adelantado de la economía, y muy sensible. ¿Qué las cosas vienen mal dadas? Pues aguanto con mi coche, piensa el consumidor. Toyota ha sufrido esa situación como cualquier otro fabricante.

Las ventas de la casa japonesa han caído en el último año un 26 por ciento. Tan duro ha sido el golpe que incluso General Motors (casi sin quererlo) está amenazando con retomar el cetro.

Ahora ya no apuesta tanto por la cantidad. Ocupar el número uno del mundo en ventas es un logro que confiere merecido orgullo, pero también produce cierto vértigo y, en ocasiones, mareos. Ahora la crisis aconseja la racionalidad frente al tamaño. De modo que la actual dirección está centrada en el recorte de costes.

Lo cual no quiere decir que no se deba seguir creciendo, claro está. Los planes de la empresa apuntan a un crecimiento del 3 por ciento para 2010, hasta alcanzar unas ventas de 6,5 millones de coches.

Prius, atado de manos
En esta carrera por llevarse de calle al mercado, Toyota ha dado con una fórmula de éxito en el Prius, decano de los coches híbridos, con más de una década sobre las carreteras del mundo, y que está pronto a renovarse en 2010. Pero, según se ha sabido, la producción de este coche está limitada por un factor externo a la casa japonesa, y es las disponibilidades de la batería, pieza central de cualquier coche, pero auténtico corazón de los híbridos.

En la actualidad, Toyota fabrica medio millón de unidades de su Prius. Pero se ve desbordada por la demanda, que supera la oferta que es capaz de surtir Toyota. Panasonic EV Energyu Co., fabricante de sus baterías, sencillamente no da abasto. El director de gestión senior de Toyota, Takahiko Ijichi, ha declarado que “el nuevo modelo Prius ha sido excesivamente popular, lo que ha causado inconveniencias a algunos de nuestros clientes; las fábricas están trabajando día y noche a toda capacidad”. El Prius salió a las carreteras al tiempo que el Honda Insight, pero le ha batido claramente en el mercado. El Insight es más pequeño y más barato.

General Motors, ¿otra vez número uno?
General Motors, por su parte, está en plena transformación. Parece ceder gustosa el primer puesto a su rival japonesa mientras encuentra su propio camino. Una de las innovaciones adoptadas por la nueva GM es que venderá coches en California vía eBay, programa que empieza este martes, 11 de agosto, y al que están suscritos 225 de los 250 concesionarios de la empresa.

Curiosamente, las peores horas de la empresa pueden coincidir con la vuelta al número uno en ventas. La caída de Toyota ha sido fuerte y también la del gigante americano, pero ésta menos pronunciada: un 21 por ciento frente al 26 del fabricante japonés. Ahora bien, en esta carrera hacia atrás, hay un grupo que aguanta el temporal como ninguno otro entre los grandes: Volkswagen ha experimentado una caída en ventas del 5,1 por ciento. ¿Será el próximo número uno?
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.elimparcial.es