22 de septiembre de 2019, 10:02:45
Nacional

Zapatero agradece que pensarán en él para uno de los puestos


Zapatero, Merkel y Sarkozy muestran su apoyo a los nuevos representantes de la UE



"Ashton ha demostrado en muy poco tiempo gran capacidad para alcanzar acuerdos comerciales, por ejemplo con Suráfrica y Corea del Sur", afirmó Merkel en una conferencia de prensa tras la cumbre comunitaria que eligió a los nuevos altos cargos de la UE que establece el Tratado de Lisboa. Respecto a Van Rompuy, la canciller alemana ha destacado que contaban con algunos nombres preestablecidos y que dentro de ese "margen estrecho", el primer ministro belga era el que despertaba menos posturas enfrentadas.

También ha destacado que tanto Van Rompuy como Ashton "crecerán en el puesto", dando así respuesta implícita a las críticas que los tachan de inexpertos en cuestiones exteriores. Merkel ha destacado tras conocerse el nombramiento de los nuevos altos cargos y la capacidad de los Veintisiete para consensuar los nombres pese "a formar una Europa tan heterogénea". Por su parte, el jefe del Ejecutivo español, José Luis Rodríguez Zapatero, mostró su satisfacción por que la UE haya elegido a una mujer para uno de sus dos "altísimos puestos de responsabilidad" y afirmó que para él habría sido "difícilmente entendible y aceptable" que los hombres ocuparan todos los cargos.

Zapatero hizo esta valoración en rueda de prensa tras concluir la cena de los veintisiete jefes de Estado y de Gobierno de la UE, que eligieron al primer ministro belga, Herman Van Rompuy, como primer presidente estable de la Unión, y a la comisaria de Comercio, la británica Catherine Ashton, como Alta Representante para la política exterior y de seguridad. Para este último cargo estuvo en las quinielas el ministro español de Exteriores y Zapatero volvió a mostrar hoy su satisfacción por que "varias voces" pensaran en él, pero recordó que España asume el 1 de enero la Presidencia semestral de la UE y aseguró que Miguel Ángel Moratinos cumple "una gran tarea" en su gabinete y es "extraordinariamente necesario en el Gobierno de España".

Negó también que los líderes europeos hayan elegido a dos personas sin un gran currículum político para que no hagan sombra a las presidencias semestrales de turno y recordó que él llegó a la Presidencia del Gobierno sin haber sido ministro ni haber ostentado ningún cargo ejecutivo. A su juicio, al margen de que Ashton tiene un currículum "absolutamente válido" para el cargo, resulta fundamental que se haya logrado el equilibrio y que se ha elegido a una mujer a propuesta de los socialistas europeos. "Para quien tiene un gobierno con más ministras que ministros resultaba difícilmente entendible y aceptable" asumir que los principales cargos comunitarios recayeran en hombres, dijo Zapatero al recordar que al frente de la Comisión Europea se encuentra José Manuel Durao Barroso y que el Parlamento lo preside Jerzy Buzek.

La llegada de Ashton supone que Javier Solana abandone el puesto de Alto Representante y Zapatero no escatimo hoy elogios a la "ejemplar tarea" que ha desempeñado durante los últimos diez años, en los que ha aportado siempre "su talento, su capacidad diplomática y su generosidad". Se mostró orgulloso además del reconocimiento unánime del Consejo a la labor de un compatriota: "líderes así son los que hacen Europa y han de ser referencia para una buena política europea", añadió. Y con Solana fuera de las instituciones comunitarias, España contará sólo con Joaquín Almunia.

Por otro lado, Sarkozy destacó en una rueda de prensa, al término de la cumbre informal en la que los líderes europeos debían elegir a los nuevos puestos ligados al Tratado de Lisboa, que en los principales cargos de la UE hay un "equilibrio" entre la derecha y la izquierda así como un balance geográfico, y que las mujeres también están representadas. En ese sentido, recordó que un representante de los últimos países adheridos a la Unión, el polaco Jerzy Buzek, es el presidente del Parlamento Europeo; el portugués José Manuel Durao Barroso está a la cabeza de la Comisión Europea y que, tras la cumbre de este jueves, "se ha respetado" el acuerdo entre populares y socialistas de repartirse los cargos de primer presidente estable y de alto representante.

Sarkozy mencionó como otra de sus cualidades de Ashton el hecho de ser "inglesa", de forma que las islas británicas "se sientan bien en Europa y cuenten en la UE". Señaló también que "no respondía a nuestra preocupación de equilibrio geográfico" el nombrar a un español para el puesto que deja Javier Solana y que ahora ocupará Ashton, teniendo en cuenta también que ya hay un portugués al frente de la Comisión, recordó. Por último, destacó el nombramiento de un francés, Pierre de Boissieu, como secretario general del Consejo de la UE (cargo unido antes al de alto representante, que ocupaba Solana) hasta 2011.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es