21 de junio de 2021, 15:44:50
Economía

por un posible fallo en el pedal del acelerador.


Toyota llama a revisión a 1,8 millones de coches europeos


El fabricante japonés de automóviles Toyota anunció este viernes la llamada a revisión de ocho modelos vendidos en Europa, con un total de hasta 1,8 millones de unidades, para revisar un posible problema en el pedal del acelerador.


La llamada a revisión se produce porque existe la posibilidad de que el pedal del acelerador pueda, "en raras circunstancias, quedar atascado en una posición abierta o retornar lentamente a la posición de ralentí", explicó en un comunicado Toyota Europa, que tiene su sede en Bruselas.

"Nos gustaría asegurar a nuestros clientes: el potencial problema del pedal del acelerador sólo ocurre en circunstancias muy raras", señaló en el comunicado el presidente de Toyota Europa, Tadashi Arashima.

El primer fabricante mundial de vehículos explicó que el posible problema consiste en un desgaste de algunos mecanismos del pedal, que unido a algunos factores externos pueden hacer que el acelerador sea más duro de accionar o, en un caso extremo, quede atascado en posición abierta.

La empresa aseguró que se ha registrado "un número limitado" de casos en Europa, sin que hasta ahora esté al corriente de que se hayan producido accidentes por este motivo.

Toyota dijo que ha identificado ya una solución al problema y está realizando una evaluación final, y cuando esté confirmada notificará a los clientes los detalles para que lleven sus vehículos a los concesionarios para la revisión.

Arashima añadió que la acción prevista "es una medida preventiva destinada a garantizar los mayores estándares de seguridad a todos nuestros clientes".

La empresa aseguró que ya ha realizado las modificaciones necesarias en sus procedimientos industriales, por lo que no tendrá que detener la producción en sus plantas europeas.

Los ocho modelos que serán llamados a revisión y sus fechas de producción son los siguientes: Aygo (febrero 2005-agosto 2009); iQ (noviembre 2008-noviembre 2009); Yaris (noviembre 2005-septiembre 2009); Auris (octubre 2006-5 enero 2010; Corolla (octubre 2006-diciembre 2009); Verso (febrero 2009-5 enero 2010); Avensis (noviembre 2008-diciembre 2009) y RAV4 (noviembre 2005-noviembre 2009).

La compañía aseguró que los demás modelos de Toyota o las unidades producidas fuera de estas fechas no están afectadas por ese problema, igual que tampoco afecta a los automóviles de Lexus, la marca de lujo de su grupo.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.elimparcial.es