7 de diciembre de 2019, 16:17:48
Deportes

Comienza la temporada más esperada


Fernando Alonso y Ferrari: un sueño cumplido


El próximo 14 de marzo en Bahrein dará comienzo la nueva temporada de Fórmula Uno. En la parrilla habrá un piloto que pese a llevar más de nueve años subido a un monoplaza esbozará una sonrisa como la de cualquier debutante. Esa persona no es otra que Fernando Alonso, que cumplirá lo que una vez soñó de niño: ser parte de Ferrari.


Fernando Alonso comenzó su aventura en el mundo del motor a los tres años de edad, cuando se montó por primera vez en un kart. Su padre, José Luis Alonso, construyó el vehículo con sus propias manos, aunque tuvo que adaptarlo porque en un principio estaba destinado a su hermana Lorena, que descubrió a los ocho años que la velocidad no era su pasión.

“Mi padre siempre me ha inculcado unos valores y una educación que le tendré que agradecer siempre”, remarca Alonso. “Sabía valorar lo que tenía, el esfuerzo que les estaba costando en casa, porque somos una familia normal”,añade. Sobre cómo compensaba a sus padres el esfuerzo, comenta “mis padres trabajaban los dos, y una buena parte de ese trabajo lo gastaba yo en el karting y la única forma de “pagar” de alguna forma ese esfuerzo era ganar carreras y dar satisfacciones deportivas”. “Ver la cara de mi padre después de cada victoria era la mejor paga que me podía dar”, comenta Fernando recordando aquellos momentos.

Tras una juventud llena de esfuerzo y éxito en el mundo del karting, el ex piloto español de Fórmula Uno Adrián Campos le ofreció la oportunidad de entrar en la Fórmula Nissan en 1999, donde se proclamó campeón del Euro Open Movistar. Al año siguiente disputó la Fórmula 3000, donde terminó en cuarta posición.

Fue entre estas dos categorías cuando Cesare Fiorio, ex director deportivo de Lancia, Ferrari, Ligier, Prost y Minardi se fijó en él. “A un piloto joven, después de haberle dicho que ruede tranquilo, le damos la oportunidad de hacer una vuelta rápida”. “Lo normal es que ninguno mejore, porque van al máximo desde el principio, pero Fernando mejoró bastante su tiempo y lo primero que hice fue llamar a Gabriele Rumi para que le preparara un contrato por 10 años antes de que las voces de la F1 comenzaran a hablar de Fernando y nos lo quitaran”.

Finalmente, Flavio Briatore le fichó para la escudería Renault e, inmediatamente, fue cedido a Minardi para que ejerciera como piloto oficial. El 4 de marzo de 2001, cuando Fernando Alonso tenía 19 años, debutaba en la Fórmula Uno a los mandos de un Minardi en el gran Premio de Australia.

Su camino hacia su sueño de vestir de rojo
La escudería Ferrari es la cuarta que acoge al piloto asturiano a lo largo de su carrera en la Fórmula Uno. Antes fueron Minardi (2001), Renault (2002-2006/2008-2009) y McLaren (2007). Salvando su año de debut y el 2002 -cuando ejerció de probador para Renault-, Fernando Alonso nunca fue superado en puntos por ninguno de sus compañeros de escudería. Sólo Lewis Hamiltom empató a puntos con Alonso durante su tortuosa temporada en McLaren.

Tal como reconoce el propio Alonso, sus mejores años en el “gran circo” fueron los que vivió en su primera etapa en Renault. Los dos campeonatos del mundo que logró en 2005 y 2006, superando al genial Michael Schumacher, probablemente influyeran en esa percepción.

El peor, sin duda, fue el que pasó bajo las órdenes de Ron Dennis y compartió box junto al debutante Lewis Hamilton, que tras esa temporada se convirtió en el enemigo número uno de los “alonsistas”. Enfados con su compañero, con su jefe de filas, sabotajes, espionaje… todo ello provocó que Alonso rescindiera su contrato y volviera a ponerse bajo el mando de su amigo Flavio Briatore. De vuelta en Renault, corrió durante dos temporadas más en un coche que no volvió a ofrecer el nivel que permitió ganar el campeonato de escuderías a la firma del rombo en la anterior etapa del español.

Finalmente, el 30 de octubre de 2009 llegó el día más esperado por Fernando Alonso. La escudería Ferrari anunciaba mediante un escueto comunicado que Alonso sería el compañero de Felipe Massa a partir de la temporada 2010. Cargado de ilusión, a lo largo de febrero ya se le ha visto pilotar el nuevo F10 con el que competirá a partir del próximo 14 de marzo. “Es el mejor coche que he tenido nunca”, ha llegado a decir.

Así pues, vestido con el mono rojo de Ferrari, Alonso disputará una temporada que todos los aficionados esperan con ansia. Además de su estreno con el “cavalino rampante”, el retorno de Schumacher y la coincidencia de cuatro campeones del mundo en la parrilla –Schumacher, Alonso, Hamilton y Button- completan los ingredientes necesarios para que el campeonato 2010 recupere el esplendor de una competición devaluada por el escándalo.

El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es