7 de diciembre de 2019, 13:36:38
Economía

el congreso debate y vota el decretazo anti déficit


BNG, UPyD y NaBai confirman su oposición al recorte y CC y UPN la abstención


Los partidos que componen el grupo Mixto no coincidieron este jueves en su posición ante el real decreto de reducción del déficit, ya que mientras el BNG, UPyD y NaBai ratificaron su voto en contra, CC y UPN confirmaron su abstención.


El portavoz del BNG, Francisco Jorquera, mostró su oposición al real decreto porque representa el mayor retroceso social de la historia de la democracia y porque las medidas son contraproducentes para salir de la crisis, "como lo muestra el hecho de que el Gobierno haya bajado medio punto la previsión de crecimiento para 2011".

Jorquera acusó al Ejecutivo de plegarse a los planteamientos del FMI y de la derecha, si bien afirmó que ésta no esta dispuesta a reconocer este gesto porque prefiere que el Gobierno "se cueza solo en la salsa de la crisis". Desde UPyD, Rosa Díez afirmó que su voto en contra está basado en que las medidas son "antisociales, injustas y perfectamente evitables".

Díez aseguró que no es cierto que las propuestas del Gobierno español sean las mismas que las del resto de países europeos, "ni que estemos en la misma situación que ellos, porque aquí hay una emergencia nacional, ya que su política nos ha llevado a la quiebra económica, social, política e institucional".

Uxue Barkos, diputada de Nafarroa Bai, justificó su "no rotundo" al entender que no es un plan integral para la contención, sino un "tijeretazo por donde caiga", porque es "injusto" al cebarse con jubilados y trabajadores, e ineficaz porque aplica iguales medidas drásticas a todas las administraciones, hicieran bien o mal su gestión.

Barkos pidió al Gobierno que no apele a la responsabilidad para buscar apoyos, porque "anunciar a Europa un decreto sin tener mayoría para sacarlo adelante no es responsabilidad. Lo que nos piden es un auto de fe".

Por otra parte, el diputado de UPN, Carlos Salvador, argumentó la abstención de su voto para "salvar a España de la quiebra" y "no para ser partícipe de las responsabilidades que tiene el Gobierno en esta crisis", ya que dijo que por negarla han hecho del déficit público un auténtico "agujero negro".

Criticó que el Ejecutivo sólo haya sabido gastar y haya evitado adoptar medidas impopulares como una verdadera reforma de las pensiones o del mercado de trabajo, para "acabar con la sangría insoportable de parados que está destruyendo las finanzas públicas", y aseguró que "ahora han tenido que hacer medidas injustas".

La diputada de CC, Ana Oramas, también anunció su abstención porque "no aprobar el decreto ley sería peor" para la economía española. Oramas acusó al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de acometer el mayor recorte social en la historia de este país y pidió al Ejecutivo que se replantee la congelación de la revalorización de las pensiones, al tiempo que criticó que "ya no podrán salir a la calle y decir a las familias que todo está encarrilado, porque no le van a creer".
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es