23 de septiembre de 2019, 13:01:30
Opinion


LAS ENCUESTAS APLASTAN A RUBALCABA

Luis María ANSON


Alfredo Pérez Rubalcaba pelea por el poder de la oposición. Lucha por Ferraz. Tras las elecciones, quiere a Felipe González como presidente del PSOE, mientras él se encaramaría en la secretaría general del partido, chasqueando a la favorita de Zapatero que es Carmina Chacón. Las encuestas publicadas el domingo no favorecen al candidato socialista. Por el contrario, le están aplastando. Cuando el diario adicto toma ya abiertas posiciones con el propósito de entenderse con Rajoy, es que las cosas pintan muy mal.
Para aspirar a la secretaría general del partido, Alfredo Pérez Rubalcaba necesita rozar los 130 escaños. Si se queda en la horquilla de 112-118, difícilmente podrá superar el clamor interno contra él, aunque no tenga la culpa principal, por cierto, porque el voto de castigo, de producirse, va contra Zapatero, contra sus ocurrencias, sus despropósitos, sus mentiras y sus contradicciones.
Las encuestas internas que maneja el PSOE sitúan al candidato a 8 puntos del PP. Dura derrota, pero con esa cifra Rubalcaba se quedaría en la frontera de los 130 escaños y podría respirar. Si no fuera así, Zapatero desplegará todas sus velas para encaramar a Carmina Chacón en la silla curul de Ferraz. No lo tendrá fácil el presidente dadivoso. Surgirán otros candidatos. Y si José Bono se decide, se verá apoyado por lo más sólido y lo más sensato del PSOE.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es