22 de septiembre de 2019, 9:49:46
Opinion


RUBALCABA, SECRETARIO GENERAL DEL PSOE; GONZÁLEZ, BONO O SOLANA, PRESIDENTE

Luis María ANSON


Las elecciones las ha perdido Zapatero. Lo más significativo del desastre socialista ha correspondido a Carmina Chacón, la favorita del presidente dadivoso, que ha resultado aplastada en Cataluña por Duran Lleida. A España le conviene un PSOE sólido y estable. Solo el sectarismo partidista puede negarlo.
He tenido ocasión de conversar con varios dirigentes socialistas. Todos exigen que Zapatero dimita cuanto antes; la mayoría desea que Rubalcaba se convierta en Secretario General del partido. Es hombre de buen sentido y de concordia. Se ha batido como un león durante la campaña electoral. No ha podido con el rechazo de la opinión pública al desastre zapatético. Pero ha demostrado calidad y constancia. Es un peso pesado de la política. Lo mejor para el PSOE y para España es que él lidere el socialismo español, al menos hasta que aparezca un político nuevo de relieve.
Con Rubalcaba como Secretario General del PSOE, el ideal para los socialistas es que Felipe González aceptara la presidencia del partido. Sería un tándem con capacidad para superar el desastre del 20-N. Si González no aceptara, José Bono parece el nombre adecuado, por su prestigio, para sustituir al cuitado Chaves. Tampoco se puede descartar a Javier Solana que tiene más dimensión internacional que nacional pero que es hombre serio, moderado y constructivo.
Las espadas, en fin, están en alto. Zapatero ha sido derrotado en toda regla, incluso en su presunta sucesora, Carmina Chacón. El PSOE requiere una regeneración de fondo. Ojalá que los socialistas superen las capillitas y los particularismos. Beneficiaría a todos un Congreso constructivo y de altura.
El Imparcial.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.elimparcial.es